Edición Cero

En una jornada clave para el contenido de la propuesta de nueva Constitución, el pleno de la Convención Constitucional deliberó y votó el último... Aprobación de propuesta constitucional en derechos sociales como Vivienda digna y acceso universal a la Educación, destaca CC Alejandra Flores

En una jornada clave para el contenido de la propuesta de nueva Constitución, el pleno de la Convención Constitucional deliberó y votó el último informe de la Comisión de Derechos Fundamentales, donde se aprobó, por amplia mayoría, el Derecho a la vivienda, un Sistema Nacional de Salud, el Derecho a la educación, el Trabajo decente, Derecho al deporte y el Derecho a la alimentación entre otros. Alejandra Flores Carlos, convencional perteneciente al colectivo Movimientos Sociales Constituyentes, valoró las medidas aprobadas. “La aprobación de una vivienda digna es una muy buena noticia, especialmente para Tarapacá, una  de las regiones que más déficit de viviendas tiene”, dijo.

Por 108 votos a favor, 31 en contra y 13 abstenciones, el pleno de la Convención aprobó que “el Estado garantizará la disponibilidad del suelo necesario para la provisión de vivienda digna y adecuada. Además, deberá establecer mecanismos para impedir la especulación en materia de suelo y vivienda que vaya en desmedro del interés público”.

Además el artículo explicita que “toda persona tiene el derecho a una vivienda digna y adecuada, que permita el libre desarrollo de una vida personal, familiar y comunitaria”, y que el “Estado deberá tomar todas las medidas necesarias para asegurar el goce universal y oportuno de este derecho, contemplando, a lo menos la habitabilidad, el espacio y equipamiento suficiente, doméstico y comunitario, para la producción y reproducción de la vida, la disponibilidad de servicios, la asequibilidad, la accesibilidad, la ubicación apropiada, la seguridad de la tenencia y la pertinencia cultural de las viviendas”. También se establece que “el Estado podrá participar en el diseño, construcción, rehabilitación, conservación e innovación de la vivienda”.

Por otro lado, por amplia mayoría, se aprobó el derecho al trabajo para que “el Estado garantice el trabajo decente y su protección”, el derecho a la educación que establece acceso universal y lo plantea como un deber “primiordial e ineludible” para el Estado, regida por principios de “cooperación, no discriminación, inclusión, justicia, participación, solidaridad, interculturalidad, enfoque de género, pluralismo y los demás proncipios cosagrados en esa Constitución”, y el derecho a la salud que busca el fortalecimiento de las instituciones públicas de salud.

Ante eso, la convencional de la Asociación Nacional de Mujeres Rurales e Indígenas, Alejandra Flores, celebró el contenido de la nueva propuesta de Constitución con los derechos aprobados en la jornada de ayer. “Es muy emocionante lograr plasmar en el borrador de la nueva Constitución las grandes demandas ciudadanas, salud, educación, vivienda, trabajo, seguridad social. Aquí quedan plasmados años de luchas sociales y sin duda marcará un precedente para el desarrollo de un Chile más justo y con igualdad de oportunidades”.

“Esta semana terminaremos de debatir y votar el contenido de la nueva Carta Magna, ahora se viene el proceso de armonización y normas transitorias para establecer cómo este catálogo de derechos y nueva institucionalidad será implementada. Es fundamental que la ciudadanía esté activa para que pueda votar informada sobre los avances de este proceso inédito en la historia de nuestro país”, sentenció la convencional independiente de la región de Tarapacá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *