Edición Cero

Coordinadora de Presos y Perseguidos Políticos envió misiva al Fiscal Arancibia hace dos semana, aún sin respuesta, mientra salud de la víctima empeora. Fue... Piden a Fiscal Arancibia que gestione atención especializada para joven que sufrió mutilación ocular, el 19 de octubre

Coordinadora de Presos y Perseguidos Políticos envió misiva al Fiscal Arancibia hace dos semana, aún sin respuesta, mientra salud de la víctima empeora. Fue atendido en hospital de Santiago, pero por la pandemia, suspenden tratamiento y lo envían de regreso a Iquique

Dramática situación afecta a joven que el mismo día en que se iniciaron las protestas en Iquique, el pasado 19 de octubre de 2019, resultó con mutilación ocular, por proyectil disparado desde la VI División de Ejército, constituyendo uno de los primeros casos en Chile.  En la actualidad está con tratamiento suspendido, producto de la pandemia, por lo cual la Coordinadora de Presos y Perseguidos Políticos de Tarapacá envió una carta al Fiscal Raúl Arancibia, -hasta ahora sin respuesta-, para que la víctima sea derivada en forma urgente, a la Unidad Regional de Víctimas y Testigos (URAVIT), de Iquique.

Sin embargo, pese a que la misiva fue rececpionada hace dos semanas, no ha habido respuesta por porte del Fiscal Arancibia, en circunstancias que Christopher Alexander Astudillo Rebolledo, necesita atención médica especializada, luego que su tratamiento fuera suspendido, producto de la pandemia.

En la actualidad el joven se encuentra en muy malas condiciones de salud. Incluso, no le han dado hora para que se les extraiga los puntos, producto de la cirugía.

“Esta situación tiene a la víctima y a su familia con especial preocupación, pues, su estado de salud se ha deteriorado y se encuentra con un tratamiento inconcluso que necesita asistencia médica especialista, de carácter urgente. En virtud de lo señalado, le pedimos que, por razones humanitarias, a través de la URAVIT, se financien el tratamiento médico, los medicamentos y que interceda frente a las autoridades regionales de salud con la finalidad de recuperar la salud del joven y se considere la asistencia médica especialista”, indica la misiva

19 DE OCTUBRE

El 19 de octubre del 2019,  Christopher fue víctima de graves lesiones que sufrió “al ser impactado en su ojo izquierdo por un balín disparado desde el interior del Regimiento Militar Granaderos – VI División de Ejército- en la comuna de Iquique”, señala la misiva.

Añade que este hecho -investigado por el fiscal Gonzalo Guerrero en la causa RUC N° 1910054156-7 de la Fiscalía de Iquique-, le provocó un traumatismo en el globo ocular y pérdida de visión completa. El joven estuvo hospitalizado en estado grave, siendo derivado posteriormente de urgencia a la Unidad de Trauma Ocular (UTO) del Hospital El Salvador, en Santiago.

Sin embargo y debido al contexto de la emergencia sanitaria por COVID-19, la víctima se encuentra hace unos meses de regreso y su proceso de recuperación que debió continuarse en Iquique se encuentra paralizado.

En la misiva al Fiscal Arancibia, firmada por  Danitza Fuentelzar Pizarro, Vocera  de la Coordinadora de Presos y Perseguidos Políticos de Tarapacá (CPPT) informan que por lo señalado, Christopher “no ha podido continuar con los controles clínicos y tratamientos médicos con especialistas oculares; tampoco se le ha hecho entrega de los medicamentos de alto costo necesarios para sobrellevar la gravedad de su lesión ocular, así también requiere asistencia médica para una extracción de puntos post operatorios, que hasta el momento no ha sido agendada”.

Señala la vocera que “la brutalidad policial que le causó la mutilación en uno de sus ojos –daño irreparable- derivó en que el Instituto Nacional de Derechos Humanos presentase una querella criminal por los delitos de delito de violencia innecesaria con resultado de lesiones graves en el Juzgado de Garantía de Iquique RIT N° 5483 – 2019”.

Y concluye que: “Hacemos llegar la presente con el objetivo de solicitar que Cristopher Astudillo Rebolledo, en calidad de víctima, sea derivado con urgencia a la Unidad Regional de Víctimas y Testigos (URAVIT), para que sea atendido por sus profesionales, se coordinen las acciones con otros servicios públicos o centros médicos particulares, se le pueda apoyar con fondos de la unidad para adquirir sus medicamentos esenciales y continuar con tratamiento clínico para recuperarse de la grave lesión sufrida”.

Carta CPPT – URAVIT CHRISTOPHER ASTUDILLO REBOLLEDO DIV