Edición Cero

Haroldo Quinteros Bugueño – Candidato a CORE/Profesor universitario. Doctor en Educación Bien, ha terminado la campaña electoral. Esperemos que, por lo menos, no se imponga... Es preciso, urgentemente, iniciar una lucha seria y programada

haroldo qHaroldo Quinteros Bugueño – Candidato a CORE/Profesor universitario. Doctor en Educación

Bien, ha terminado la campaña electoral. Esperemos que, por lo menos, no se imponga tan ostensiblemente la descomunal cantidad de dinero que esta vez tantos candidatos gastaron en ella; menos aun la demagogia, con los más descabellados y ridículos ofertones que se hicieron, y todos de corto plazo.

No estar en esa “onda” significa, además de una postura ética, no estar en cada esquina en gigantografías ni LDs, como a la vez ser discriminado por quienes controlan el poder en el país, y con ello, los medios masivos de comunicación (varios candidatos, sépase, ni siquiera fuimos invitados a dirigirnos a la ciudadanía por RTC, el supuesto canal televisivo “de todos los iquiqueños,” ni tuvimos mayor cobertura en la prensa).

Pero lo más importante, también significa no tener compromisos de ningún tipo con la oligarquía financiera del país, que secretamente, directa o indirectamente mueve los hilos, en su favor obviamente, de las decisiones políticas. Significa, además, decir “¡basta!” a los que, pudiendo hacerlo por años, no produjeron cambio alguno en la estructuración hiper- centralista del país, ni tampoco cambios en la Educación, la Salud y la pensiones.

Por cierto, es hora de terminar con ese esquema. Por esa razón, espero de todos la oportunidad de participar en esa tarea, a través del Consejo Regional en nuestra región, tal como lo estamos haciendo muchos chilenos más a lo largo del país. Es preciso, urgentemente, iniciar una lucha seria y programada por mejorar la calidad de la educación regional, que se pague la deuda histórica a los maestros, dignificar la salud pública, revisar y cambiar los cánones tributarios actuales, sobre todo en cuanto la gran minería; salvar nuestro medio ambiente; rescatar nuestros peces y nuestro mar en beneficio de la población, conseguir que buena parte del IVA quede en la región, como también parte de la tributación por la explotación minera.

Un abrazo a todos, y espero que ustedes, sus amigos y vecinos, me honren con vuestro apoyo.

Los comentarios están cerrados.