Edición Cero

Prensa Senado/Tres sesiones especiales fijó el Senado para conocer y pronunciarse sobre la acusación constitucional contra el ministro de Educación, Harald Beyer y de... Fijan sesiones especiales para conocer acusación constitucional contra Ministro Beyer

SenadoPrensa Senado/Tres sesiones especiales fijó el Senado para conocer y pronunciarse sobre la acusación constitucional contra el ministro de Educación, Harald Beyer y de cual se dio cuenta hoy en la Sala del Senado. La primera, fue convocada para el martes 16 de abril entre las 10 y 14 horas y, otra entre las 15:30 y 20 horas. Luego para el miércoles 17 de abril, se fijó la tercera sesión, desde las 10 horas y hasta su hora de término, para la votación.

Así lo dio a conocer el Presidente del Senado, Jorge Pizarro quien explicó que según la Constitución “el martes 16 de abril se citará de 10 a 14 horas a una sesión especial, que comenzará con la relación de la acusación que hará el Secretario General del Senado. Luego se escuchará a la comisión designada por la Cámara de Diputados para formalizar dicha acusación, las que tendrá dos horas para exponer los antecedentes”.

Añadió que “ese mismo día martes se citará a la Sesión Especial desde las 15.30 hasta las 20 horas, donde se escuchará por dos horas a la defensa del acusado, la podrá hacer él mismo o quien lo represente. Luego los diputados acusadores tendrán una hora para la réplica, y la defensa de otra hora para la dúplica, con lo cual se culmina la fase de exposición de los motivos de acusación”.

Además, “el miércoles 17 de abril, se citará a otra Sesión Especial desde las 10 horas hasta el término, para la votación del libelo. En esta oportunidad, no hay debate ni consulta solo procedemos a formarnos nuestra convicción personal y cada senador tendrá 15 minutos para que pueda fundamentar su voto, respecto de cada capítulo del líbelo acusatorio”.
Asimismo “terminado este proceso se pondrá en votación separada cada uno de los tres capítulos de la acusación”.

Cuestionamientos

Respecto a los cuestionamientos surgidos por los presuntos errores cometidos en los artículos invocados para aprobar el libelo acusatorio en la Cámara de Diputados y que la harían improcedente, el senador Hernán Larraín  solicitó a la Mesa del Senado que “antes de que el Senado se constituya como jurado y se deba pronunciar sobre el fondo de esta acusación, se le solicite un informe a la Comisión de Constitución, Legislación y Justicia sobre la pertinencia y procedencia de esta acusación”.

Aseveró que “la acusación aprobada por la Cámara de Diputados  contiene una petición de destituir al ministro de Educación Harald Beyer, por haber infringido ciertas normas. Una, por no haber velado por la mantención del orden público en el territorio nacional y segundo, por no haber garantizado el derecho a la vida y a la inviolabilidad del hogar”, facultades que corresponden al Ministerio del Interior y no a la cartera de Educación.

Frente a este punto, el senador Pizarro aclaró que “la admisibilidad o no de la acusación es atribución exclusiva de la Cámara de Diputados, así está establecido en el artículo N°46 de la LOC del Congreso Nacional. No tenemos nada que decir y solo podemos conocer la acusación y cada senador se formara su opinión, según lo que establece la Constitución”.

De este modo, “no es facultad del Senado pronunciarse sobre la procedencia o admisibilidad de la acusación”. Aclaró que “el Senado actúa como jurado, cada senador vota en conciencia y no corresponden presiones ni lobby de ningún grupos, partido o sector. Cada cual debe formarse su propia convicción y eso es lo que vamos a garantizar. La acusación que tiene 3 capítulos y fuera de los temas de forma también hay un contenido, un fondo”, dijo.

En tanto, el senador Andrés Zaldívar, coincidió con su par en el sentido que los temas de forma y fondo “podrán ser parte de los alegatos, pero ningún senador puede asumir un papel distinto al que ordena la Constitución que es actuar como jurado, para resolver si es procedente o no la acusación. Podremos tener en cuenta la admisibilidad, no para resolverla sino como un antecedente más”. Manifestó que “ningún senador puede asumir el papel de abogado de la defensa”.

Una opinión distinta manifestó el senador, Víctor Pérez, quien señaló que “la acusación constitucional es lo más grave a que puede someterse a un Ministro de Estado, por lo tanto, tiene que velarse porque se cumplan todos y cada uno de los requisitos, y aquí no se cumplen porque claramente estamos frente a un error de forma”.

“Se acusa al Ministro Beyer de haber alterado el orden público, de haber allanado hogares, de haber interrumpido comunicaciones de carácter privado, de haber registrado domicilios, por lo tanto, claramente esto es algo infundado y falso y por lo tanto esto que, es un despropósito, sea claramente rectificado y en eso el prestigio, tanto la Cámara como el Senado está en juego. No podemos someter a una acusación constitucional que tiene este tamaño de errores de fondo y hacernos los lesos”, agregó.

Los comentarios están cerrados.