Edición Cero

Luego de los reiterados cortes del suministro de agua potable, -ya sea por parte de Esval o Aguas Andinas- volvió a la palestra la... Reestatizar las empresas sanitarias se abre como nueva alternativa producto de reiterados cortes de Aguas en Santiago

agua protestaLuego de los reiterados cortes del suministro de agua potable, -ya sea por parte de Esval o Aguas Andinas- volvió a la palestra la reestatización del agua. Con relación a esto el diputado Patricio Vallespín (DC) explicó porque esto no es tan fácil, mientras que el alcalde de Recoleta (PC) Daniel Jadue expresó que el Estado es el único actor que puede y debe hacerse cargo de este vital elemento

A raíz de los recurrentes cortes de agua potable por parte del servicio que prestan las empresas Esval y Aguas Andinas, en diferentes sectores del país, pero sobre todo en la Región Metropolitana y de Valparaíso, el tema sobre la propiedad del vital elemento volvió a aparecer.

Lo cierto es que los reclamos de los usuarios siempre son en la misma línea, ya que su molestia radica principalmente en la falta de reacción y de preparación de las sanitarias para entregar suministros en caso de emergencia. Además, en varias ocasiones se mencionó que dichas empresas no estaban invirtiendo lo suficiente en mantenimiento.

Incluso, la molestia de los ciudadanos llegó al punto que en las redes sociales rondó la idea de renacionalizar las sanitarias, ya que éstas no cumplieron con la efectividad que se dijo tendrían cuando se entregaron las concesiones.

Con relación a esto, se comparó la situación de la municipalidad de Recoleta -una de las comunas más afectadas por los cortes, y la de Maipú, ya que los asuntos sanitarios de la primera dependen de Aguas Andinas y en la última funciona la sanitaria Smapa (Servicio Municipal de Agua Potable y Alcantarillado, propiedad del Estado, que abarca las comunas de Maipú, Cerrillos y parte de Estación Central) y que según señalan funciona a la perfección.

Basado en esto, el alcalde de esa comuna, Cristián Vittori, señaló que para él es motivo de orgullo ser propietarios de la sanitaria, la que ha permitido convertir sus utilidades en la segunda fuente de ingresos del municipio.

Pese a esto, el economista de la UDI Jaime Bellolio, no simpatizó con dicha idea, ya que según indicó que el Estado aún no tiene la capacidad de mantenerlas, debido a que en el escenario actual el costo monetario sería tan alto, que no se cumpliría la estrategia de optimizar los recursos del Fisco.

Patricio Vallespín: “En esto no hay que precipitarse”

Sobre el tema, el diputado DC, Patricio Vallespín, miembro de la Comisión de Recursos Naturales, Bienes Nacionales y Medio Ambiente, dijo a Cambio21 que “obviamente en un servicio tan importante como el agua hay que garantizar el servicio a la comunidad, tanto en la cantidad como en la calidad requerida”.

El parlamentario DC agregó a esto: “Hemos vivido situaciones que son preocupantes y que corresponden a un no cumplimiento de la tarea fundamental que tienen las empresas, que han sido elegidas para asumir esta responsabilidad”.

En cuanto a una eventual reestatización, Vallespín explicó: “Yo creo que hay que reevaluar todo lo que tiene que ver con la entrega de concesiones de agua en general en el país, tanto a las generadoras de electricidad como a las proveedoras de servicios sanitarios, pero garantizándole el acceso a la gente, incluso si eso significa que hay que evaluar si el agua vuelve a ser un recurso distribuido por el Estado”.

Ahondando en la materia, añadió que “en esto no hay que precipitarse”, ya que “hay que ver cuales son las causas de esta situación y sobre esa base actuar”.

Vallespín también se refirió a los dichos del economista UDI Jaime Bellolio, quien aseguró que los costos de mantener una sanitaria serían demasiado altos para el Estado, y señaló que “por eso yo creo que no es llegar y decir que las sanitarias vuelvan a ser del Estado y que los alcaldes piensen que con eso se a resolver el problema, porque es un tema mucho más complejo”.

En cuanto a esto último, el diputado advirtió que “ya se han hecho inversiones significativas en esa materia. Reestatizar no sería tan sencillo, pero el Estado debe garantizar el agua para el consumo de las personas y si ese tema falla, hay que evaluar como mejorar los mecanismos, ya que no podemos quedarnos de brazos cruzados y hacer como que nada ha pasado, porque no tener agua es un tema extremadamente grave para la comunidad”.

Sobre las medidas y mecanismos que se han utilizado para tratar de solucionar este problema, Vallespín opinó que “claramente hay un problema en la provisión de servicios y en la regulación de parte del Estado. Yo creo que vamos a tener que revisarla y poner mayores exigencias y multas y si no se cumplen ciertos requisitos, vamos a tener que terminar con la concesión”.

Daniel Jadue:”El único que puede asumir este tema de manera estratégica es el Estado”

Al mediodía del lunes el acalde de Recoleta, Daniel Jadue, anunció un nuevo corte de agua potable en la comuna, luego de la rotura de una matriz durante el día de ayer. Dicho corte estaría afectando a 125 clientes (poco más de 500 personas).

Con relación a esto el acalde dijo a Cambio21 que “el abastecimiento de agua potable es un tema extremadamente sensible, no sólo para los ciudadanos, sino que para el desarrollo del país”.

Jadue explicó que “la interrupción del funcionamiento del suministro de agua potable, trae costos muy altos, tanto económicos como humanos, que muchas veces son difíciles de internalizar en un proceso de planificación, porque tiene que ver con los cambios climáticos y con cosas muy complejas”.

En cuanto a una eventual reestatización de las empresas sanitarias, el edil de Recoleta expresó: “Yo tengo la certeza que el único que actor que puede asumir de manera estratégica es el Estado y no otro”, ya que “sólo el Estado puede llegar a trabajar incluso a pérdida cuando se hace necesario, de lo contrario cualquiera de los servicios estratégicos va a tener siempre puesto el foco en la rentabilidad de corto plazo y en la utilidades del negocio, por sobre el bienestar y el bien común”.

Relacionado con los dichos del economista UDI, Jaime Bellolio y el costo que significaría para el estado asumir la responsabilidad de las sanitarias, Jadue opinó que “cuando hay voluntad política todo se puede y de seguro que él no tiene la voluntad política como para pensar en una sociedad distinta a la que le gusta, pero ese es su problema y no se lo puede trasladar al resto de la sociedad”.

Ante la eventual posibilidad de reestatizar las empresas sanitarias, Jadue manifestó: “Yo espero que sea posible en el mediano plazo”, a lo que agregó “debemos recordar que la revisión de todas las privatizaciones, eran parte del programa y las promesas que llevó a la Concertación a salir elegida en 1990 y a que la confianza ciudadana le fuese depositada en más de una oportunidad”.

Finalmente, Jadue afirmó que “creo que es tiempo de cumplir esa promesa”.

Los comentarios están cerrados.