Edición Cero

Con el objetivo de que la Contraloría rechace la planta municipal presentada por el alcalde de Pica Ivan Infante acudieron a esa instancia a... Concejales de Pica acuden a Contraloría buscando “justicia social” y evitar que alcalde Iván Infante se suba el sueldo

Con el objetivo de que la Contraloría rechace la planta municipal presentada por el alcalde de Pica Ivan Infante acudieron a esa instancia a presentar un escrito, los concejales de esa comuna, Catalina Cortes y Rodrigo Vargas. Las autoridades presentaron un extenso informe y acompañaron antecedentes que a su juicio, son irregularidades técnicas y legales de acuerdo a lo establecido en el instructivo del propio órgano Contralor  N° 17.773 del año 2018 y su actualización 6.554 del año 2019.

Las autoridades señalan que los cálculos financieros están mal hechos y fuera de la ley. “Está manipulado el Comité Paritario por trabajadores pro administración municipal y lo más grave aún es que en la encargado de control es quien certifica la disponibilidad presupuestaria y autoriza todos y cada uno de los procedimientos del Municipio, haya sido nominado por el alcalde Infante al Comité Paritario”.

Además cuestionan que sea este funcionario quien “haya firmado los certificados erróneos de ingresos, gastos y proyección;  y mágicamente es el único que sube 3 grados, es decir cerca de $1.200.000 en su remuneración en desmedro de todos sus compañeros del municipio”.

También denunciaron la injerencia que ha tenido un familiar “de al hija del alcalde  en la creación de la planta municipal el cual además no tiene responsabilidad administrativa”.

La concejala  Catalina Cortes califica como “un engaño comunicacional  lo que ha hecho el Alcalde Ivan Infante pues señala ella que le han hecho creer a los funcionarios y a la gente de Pica que si el alcalde no se subía el grado y con ello el sueldo los demás funcionarios no podían acceder a mejorar sus condiciones y que todos los municipios de Chile han hecho eso.

“Falso y tremenda mentira”, añade la concejala “pues en contacto con colegas de las otras comunas del Tamarugal ninguno otro alcalde subió de grado”.

Explica que “en Camiña el alcalde no lo hizo y fue aprobada; en Huara a pesar de que no logró aprobarse por falta de disponibilidad presupuestaria no se aprobó la propuesta, pero tampoco tenía un alza de grado de edil”. Colchane aún no presenta la propuesta.

En el caso de Pozo Almonte se aprobó finalmente una propuesta por unanimidad “donde el alcalde no se sube el grado y crea 24 nuevas plazas de trabajo con un gasto de cerca de 380 millones de pesos. Así entonces, sólo en Pica se crean 13 plazas y el gasto es cerca de los 650 millones. Esto pasa porque es justamente el alcalde y los directores quienes son los que más ganan,  quienes se ven beneficiados en desmedro de contratar profesionales o técnicos que le saldrían más barato al municipio.

Finalmente emplazan al alcalde a que cambie su propuesta. “Dice que él es bueno y generoso. Entonces que lo demuestra, don Iván Infante y no se quede sólo en palabras. Le queda el año para hacerlo por lo que esperamos que piense en todos los funcionarios y escuche lo que el país está gritando, en el sentido que se acaben los privilegios”.