Edición Cero

Alberto Martínez Quezada, ingeniero civil de profesión, actual Decano de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura, además Consejero Regional, logró vencer en este segundo... Alberto Martínez nuevo Rector de la UNAP con el 53.3% de los votos. Está feliz y enfocado en lo que será su programa de gobierno

Alberto Martínez Quezada, ingeniero civil de profesión, actual Decano de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura, además Consejero Regional, logró vencer en este segundo intento, a su contender Gustavo Soto Bringas, a quien derrotó, logrando el 53.3 por ciento de los votos de los docentes a jornada completa, media jornada y a honorarios, tanto de la Casa Central en Iquique, como de las sedes que mantiene esa Casa de Estudios en Arica, Antofagasta, Calama, Santiago y la sede de Victoria, en el sur del país. La actual autoridad universitaria logró el 46.3 % de las preferencias.

La competencia no fue fácil, ya que se dio en medio de una serie de acusaciones en su contra por parte de ex alumnos y en pleno estallido social, donde el tema de elección de Rector de la UNAP, pasó a un segundo plano en la agenda noticiosa.

Aún así, las elecciones se desarrollaron conforme al cronograma y verificándose la segunda vuelta en esta jornada de lunes 25, donde logró transformarse en el nuevo Rector de la UNAP. Martínez Quezada, iquiqueño, fue alumno de la Universidad Arturo Prat -buen alumno-, dicen quienes fueron sus compañeros y ayudante. Ya titulado, trabajo como como docente a honorarios y como profesor hora, hasta que ingresó a la planta.  Previamente ejerció su profesión en el ámbito público y privado, estudiando un postgrado y siendo profesor por hora en esa época.

En su trayectoria, logra ser Decano de su Facultad e intentó una primera candidatura como Rector, pero lo venció Gustavo Soto. En este segundo intento bajo el lema de campaña #HazPosibleElCambio, logró imponerse con una ventaja tranquilizadora.

“Estoy feliz, porque hicimos una campaña limpia y sin promesas. Fue una campaña dura y compleja, por eso valoro a toda esa gente valiente que se atrevió y me respaldó con su voto, perdiendo el miedo”, señaló Martínez.

Hizo un repaso de todo lo que fue la campaña, los momentos más tensos y “las convicciones que siempre me orientaron para hacer grande esta Universidad, para que realmente sea un orgullo para Iquique”, señaló.

LOS TRES PILARES

Respecto de su triunfo, dice que por la ventaja que sacó a su contendor, es irrefutable. No hay votos impugnados y el propio Gustavo Soto Bringas lo llamó para felicitarlo reconociendo su triunfo. Lo que viene ahora es que el Tricel cierre el proceso.

Se supone que el 29 de diciembre termina el mandato del actual Rector Soto Bringas y de ahí viene ya su gestión, donde pondrá en práctica el programa que desarrolló durante su campaña, basado en tres pilares, los cuales tienen la misma importancia.

Lo primero dice el nuevo Rector, es dar una clara señal al componente humano. Específicamente en el sentido de asegurar la estabilidad laboral, “y que nadie crea que va a perder su trabajo”. Además, se pronunció a favor de la igualdad de oportunidades, no sólo en lo referido a remuneraciones, sino que también al necesario reconocimiento de todos los estamentos.

“Lo que pasa es que lo que se vive al interior de nuestra Universidad, es el fiel reflejo de lo que ocurre en el país y que ahora explotó con este estallido social. Por eso nos enfocaremos en trabajar para mejorar las condiciones”, explica Martínez.

Allí pasa al segundo punto de su programa y que tiene que ver con la Universidad en sí, en cómo sale hacia la comunidad. “Queremos que la UNAP ocupe el sitial que realmente se merece; en ese sentido tenemos un gran capital humano en todas las áreas y eso debe trascender, debe conocerse. Que la gente, que la comunidad se siente orgullosa de nuestra Casa de Estudios”.

Un tercer pilar que identifica el nuevo Rector, es generar un nuevo trato al interior de la Universidad, especialmente con los estudiantes, que de algún modo, siempre han sido relegados a un segundo plano. “Yo fui Presidente de la Federación de estudiantes de la UNAP, entonces sé qué significa estar en ese espacio. Por eso me motiva trabajar junto a los estudiantes, hablar los temas de tal modo de alcanzar las soluciones antes que exploten las crisis”.

Por lo mismo dice que su política hacia el estudiantado, será la de puertas abiertas y de un trato digno.

NUEVOS EQUIPOS

 Respecto a lo que será la conformación de sus equipos, señaló el nuevo Rector que lo que valora de su campaña, es que ninguno de los que lo apoyaron lo hicieron pensando en cargos, de modo que se siente en total libertad de acción, al no haber promesas, de esa índole, que cumplir.

“Con calma conformaré mi equipo. Trataré de buscar a los mejores, pero lo difícil también es que estén dispuestos a sumarse a este desafío, postergando sus legítimas aspiraciones en lo que son sus carreras académicas”, explicó.

También aclaró que al definir los equipos, no primara no habrá vetos. “Es decir, la idea es contar con los mejores, independiente si votaron o no por mí”.

CONDICIÓN DE CORE

Le consultamos sobre qué pasará con su condición de Consejero Regional de Tarapacá. En primer la función de Rector no es incompatible con la de CORE, aunque señala que es un tema que tiene que ver aún y que tomará la decisión en equipo.

“En el Consejo Regional hablamos el tema y me han dicho que sería un orgullo tener sentado en la mesa al Rector de la Universidad, per insisto, es algo que veré en su momento, porque esa importante decisión no la tomaré solo”.

Finalmente agradeció a todo su equipo de trabajo, a quienes lo apoyaron de manera irrestricta, como los académicos media jornada; y también a su familia, que le brindó el apoyo durante toda la campaña, que fue un proceso de mucho trabajo y dura por la forma cómo se desarrolló.