Edición Cero

Tras varias semanas de investigación, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de la región de Tarapacá logró en un operativo conjunto con personal de... SAG realiza decomiso histórico de 34.820 huevos de gallina, producto de alto riesgo zoosanitario

Tras varias semanas de investigación, el Servicio Agrícola y Ganadero (SAG) de la región de Tarapacá logró en un operativo conjunto con personal de Carabineros, desbaratar una de las bandas dedicadas a la internación ilegal y comercialización de huevos de gallina, producto de alto riesgo zoosanitario, por ser potencial portador de enfermedades ausentes en Chile, como la influenza aviar y el newcastlle.

Durante el operativo, se decomisaron un total de 34 mil 820 unidades de huevos de gallina procedentes de la avícola Rolón (Cochabamba, Bolivia), los cuales se encontraban sin rotulación, pero envasados en sus bandejas de origen, que son características para su identificación como producto clandestino.

Los productos que permanecían almacenados en una vivienda particular ubicada en el sector La Tortuga de la comuna de Alto Hospicio, se encontraban en el patio de la casa sin ningún tipo de resguardo a la espera de ser trasvasijados a bandejas de huevos nacionales con el propósito de venderlos como un producto chileno. Para ello, realizaban compras menores a avícolas locales y nacionales, para posteriormente adulterar las facturas y así acreditar los volúmenes que comercializaban.

El Intendente Regional de Tarapacá, Miguel Ángel Quezada, junto con felicitar el trabajo de inteligencia del SAG , señaló que “hemos estado abocados reforzando nuestro Plan Frontera Segura, porque el crimen organizado no solamente está en el narcotráfico, sino que también en nuestra región en el contrabando de productos vegetales y de origen animal que pueden ser portadores de plagas y enfermedades que no sólo pueden dañar nuestra economía, sino que también la salud de nuestra gente”, enfatizó.

Cifras

“Este es el mayor golpe que el SAG junto a Carabineros da al ingreso clandestino de huevos de gallina en nuestra región, donde se configura el delito de contrabando, ya que quienes se encontraban cometiendo este ilícito no lograron acreditar la procedencia del producto.  Son más de mil 160 bandejas decomisadas avaluadas en cerca de 7 millones de pesos, las que estaban siendo comercializadas a través de las redes sociales como un producto chileno, en un claro engaño al consumidor final, y en una evidente competencia desleal hacia nuestros pequeños productores, quienes están siendo gravemente afectados por este mercado ilegal”, señaló César Cardozo, Director Regional del SAG.

Fernando Chiffelle, Seremi de Agricultura, valoró el trabajo de inteligencia desarrollado por el SAG, institución que en lo que va corrido del 2018, ha logrado incautar junto a Carabineros más de 107 mil unidades de huevo de gallina, todos internados a la región por pasos no habilitados en la frontera.

“Seguiremos trabajando día y noche, para erradicar a este tipo de bandas organizadas que están poniendo en serio riesgo nuestro patrimonio fito y zoosanitario. No queremos más plagas, ni nuevas enfermedades que puedan dañar nuestra agricultura y ganadería. Es por ello, que no vamos a descansar en esta lucha y seguiremos reforzando nuestros planes fiscalizadores e interponiendo denuncias para que quienes cometen este grave atentado al país sean severamente sancionados”, declaró la autoridad.

Chiffelle llamó además a la ciudadanía una vez más, a tomar resguardos a la hora de adquirir sus alimentos, “puesto que una oferta por la red social de venta de huevos puede resultar muy atractiva para la economía del hogar, sin embargo, las personas no saben a qué se están arriesgando, ni qué es lo que están comprando. Llamamos a la comunidad a comprar en locales establecidos y exigir las facturas para conocer la procedencia de los productos que está adquiriendo”, acotó.

Finalmente, el Mayor Mario Felipe Recabarren de la Tercera Comisaría de Alto Hospicio, destacó la coordinación que hubo entre Carabineros, el SAG y la Fiscalía local para poder lograr este gran decomiso. “Gracias al trabajo de inteligencia se procedió al allanamiento del inmueble, encontrando esta gran cantidad de huevos de los cuales no se mantenía documentación que acreditara su origen, procediendo a la detención de dos mujeres adultas que se encontraban en el inmueble al momento del allanamiento”, concluyó.