Edición Cero

Una excelente noticia en materia de protección de la biodiversidad de la región de Tarapacá se materializó recientemente en Santiago con la aprobación de... El salar del Huasco vuelve a ser reconocido como Parque Nacional, lo que posibilita su protección

Una excelente noticia en materia de protección de la biodiversidad de la región de Tarapacá se materializó recientemente en Santiago con la aprobación de la creación del Parque Nacional Salar del Huasco en la sesión del Consejo de Ministros por la Biodiversidad.

“El Consejo de Ministros ha autorizado recientemente que se cree nuevamente este parque, lo que resulta muy importante. Prontamente el Ministerio de Bienes Nacionales deberá dictar el acto administrativo respectivo y eso va permitir que esa zona tenga una protección por cuanto va ingresar al Sistema de Áreas Silvestres Protegidas del Estado, lo cual implica que la biodiversidad que esté en el lugar va tener ya no solo la protección local, sino de toda la estructura jurídica del país”, señaló la seremi de Bienes Nacionales, María del Pilar Barrientos.

La iniciativa busca proteger la riquísima flora y fauna presente en los 1.109 kilómetros cuadrados que conforman el nuevo parque, donde conviven tres especies de flamencos, vicuñas y peces que están en peligro de extinción, además de flora integrada especialmente por bofedales, tolares y pajonales. Sin embargo su mayor relevancia se sustenta en sus acuíferos, constituyendo una importante reserva hídrica.

Cabe recordar que el 2005, “Salar del Huasco”,  se declaró Santuario de la Naturaleza y Bien Nacional Protegido; el mismo año fue declarada Zona de Interés Turístico (ZOIT); y desde el año 2008, se realizan gestiones para elevar la categoría de protección, preservación y conservación de la zona, declarándola Parque Nacional, de acuerdo a las recomendaciones de la Convención de Washington.

El 2 de febrero 2010 (Decreto N° 7) el Ministerio de Bienes Nacionales (MBN) creó el Parque Nacional, entregando su tuición, administración y manejo a la Corporación Nacional Forestal (CONAF).

La Asociación Indígena Aymara Laguna del Huasco, formuló una solicitud de invalidación ante la Contraloría General de la República que ordenó efectuar una Consulta Indígena, sin perjuicio de que MBN les había transferidos hectáreas en la zona.

Atendido lo anterior, mediante Decreto Supremo N° 152, del 19 de diciembre de 2014, el MBN dispuso la derogación del aludido Decreto N° 7 de 2010 y mediante Resolución Exenta N° 1124 de 24 de junio 2016, se dispuso el inicio de la consulta indígena por la creación del Parque Nacional.

Entre el 30 de julio de 2016 y el 8 de julio de 2017, se realizaron reuniones que terminaron con la “Sistematización del Proceso de Consulta a los Pueblos Indígenas de la Provincia del Tamarugal relativo a la Creación del Parque Nacional Salar del Huasco”, que fue expuesto y notificado el día 8 de julio de 2017, tras lo cual se dictó la Resolución Exenta N° 1832, de fecha 24 de agosto de 2017.

Terminado el proceso la misma asociación indígena presentó un recurso de protección fundado en supuestos actos arbitrarios e ilegales cometidos por el MBN, el cual fue rechazado por la Corte de Apelaciones y confirmado por la Corte Suprema, por lo que la situación quedó en estado de que el Consejo de Ministros nuevamente revisara la procedencia de declarar parque nacional.