Edición Cero

Cambio 21/ El mes de diciembre es una de las fechas en que más se gasta en juegos artificiales. A pesar de estar legalmente prohibidos,... Año Nuevo mismos miedos: Mascotas otra vez pasarán una noche “de perros” por fuegos artificiales

NIÑA Y BALTO BRCambio 21/ El mes de diciembre es una de las fechas en que más se gasta en juegos artificiales. A pesar de estar legalmente prohibidos, siempre existe la posibilidad de conseguir alguno en lugares con poca fiscalización. Ferias libres y negocios de barrio son los indicados.

Considerados en extremo peligrosos, pues generan riesgosas quemaduras, algunos accidentes han terminado con víctimas fatales, pero también generan otro tipo de riesgos en otros seres vivos.

El perro, el denominado ‘el mejor amigo del hombre’, padece terrores cuando se expone a los ruidos de los juegos ratifícales. Aullidos, ladridos, temblores, escapes, agresividad y temor pueden apreciarse en las reacciones. Por lo mismo surge la siguiente pregunta, considerando que la prohibición ha podido sortearse, ¿qué hacer con nuestros perros?

Año Nuevo, mismo miedo

Los perros, sin importar la raza ni el lugar donde vivan, experimentan emociones difíciles de controlar cuando se exponen a los juegos artificiales. No hay caso, pues el diálogo, el tacto y el encierro no funcionan, pues se trata de algo que supera cualquier cosa que ellos puedan conocer.

Algunos recomiendan acercar a los perros desde cachorros a ruidos semejantes para así potenciar cierta inmunidad, pero muy pocos realizan este tipo de ejercicios. Para alejar a los perros de los ruidos de los fuegos artificiales, quizá habría que estar en una ciudad o país únicos en esta fecha.

La prevención poco puede hacer, y para solucionar el problema, se requiere de paciencia, mucha empatía y ganas de querer ayudar a un perro. Para muchos es un problema que afecta el sentido de las fiestas, pero francamente, no podemos pedirle a un perro que no tenga miedo de algo externo, invisible e inexplicable. Si hasta los niños sienten miedo de esos ruidos ensordecedores.

Qué hacer y cómo prevenir

Cambio21 conversó con el famoso veterinario Sebastian Jiménez, el conductor del programa de televisión Kunga, quien entregó una serie de recomendaciones para poder ayudar a nuestras queridas mascotas en estas situaciones.

“Hay que prevenir que los perros se asusten con estos ruidos muy molestos. Yo recomiendo que se mantengan los perros encerrados en una pieza en penumbras, para bloquear la luz de los fuegos artificiales. O mantener las luces encendidas en la pieza, para que de esa forma se contraste con la luminosidad del exterior. Además recomiendo colocar una música suave pero con volumen fuerte, algo clásico, para así bloquear el ruido externo. También colocarles tapones de algodón en los oídos “, indica el veterinario.

“Mientras más acompañado este el perro y contenido es mejor. Pero una receta objetiva es que las personas priorizarán estar con sus amigos antes que acompañando a sus perros. Además se puede hacer el ejercicio de poner a los cachorros desde temprana edad a estar en contacto de ruidos fuertes y molestos, se debe reforzar la costumbre para que cuando adulto el perro no sufra”, comenta el veterinario conocido como “Lindorfo”.

Para el veterinario Juan Carlos Donoso los perros experimentan una situación bastante compleja pues “son sensibles a los ruidos. Tienen una capacidad de audición mayor que los humanos, entonces, si nosotros encontramos que son fuertes esas explosiones, para ellos son mucho más”, explica.

El experto ejemplifica indicando que “un estudio de la Universidad de Bristol señala que el 83% de los perros experimentan temores a la explosión de petardos o fuegos artificiales, por lo que en la fecha que más se lanzan, hay que tener una preocupación especial por ellos. Siendo una de las soluciones colocar a tu perro una Thundershirt, que es una camisa a presión que se coloca sobre tu perro y lo tranquiliza. Es un método altamente efectivo para ruidos como los fuegos artificiales. Lo tranquiliza y hace que el proceso sea más llevadero”, cuenta el veterinario.

Existiendo otras opciones, el profesional las describe. “Al momento de los fuegos artificiales tu perro debe estar adentro de la casa, una de las malas prácticas es dejarlo en el patio, ya que para él, el mejor lugar en ese momento es adentro de la casa. También se puede tratar de aislar el espacio. Cerrar las ventanas y puertas para que el ruido que entre sea el mínimo. Si es que el espacio en donde se encuentra tiene ventanas, es importante cerrar las cortinas, ya que los destellos de luz que producen los fuegos artificiales pueden jugar en contra de tu perro”, enseña.

“Un juguete o algo para morder podrá ser la distracción durante el rato que duran las explosiones. Esto hará que esté más preocupado de sus juguetes que de los ruidos que vienen de afuera. La música puede ser un elemento que juegue a favor. Música clásica o ruidos de la naturaleza amortiguarán los fuegos artificiales. Si estas recomendaciones no son suficiente, y el miedo a estos ruidos es extremo, entonces la recomendación en estos casos es visitar a un veterinario, porque quizás puede recetar un sedante natural para que tu perro pase las fiestas sin el estrés que producen los ruidos de los fuegos artificiales”, finaliza.