Edición Cero

Una Carta Abierta dirigida a la Presidenta Michelle Bachelet en la cual se insiste en que la Empresa Portuaria estatal (EPI) reconstruirá un terminal... Soria expone a parlamentarios razones técnica para oponerse a licitación del Puerto Iquique

imageUna Carta Abierta dirigida a la Presidenta Michelle Bachelet en la cual se insiste en que la Empresa Portuaria estatal (EPI) reconstruirá un terminal marítimo inútil, con una profundidad de sólo 9,3 metros de profundidad de aguas, entregó el alcalde de Iquique Jorge Soria, a Diputados y Senadores, tras visita efectuada al Congreso Nacional.

Tras el encuentro, el edil viajó a Asunción, Paraguay, para intervenir, como expositor, en un foro internacional sobre logística portuaria. En la oportunidad además la expuso a los parlamentarios que el calado del Puerto de Iquique, data desde 1929 cuando se iniciaron las obras de interconexión entre la Isla Serrano y el continente.

La autoridad comunal fundamentó su análisis a partir de las bases de la licitación internacional informada por EPI, a comienzos de agosto, las cuales contravienen, incluso, el acuerdo suscrito entre el Comité de Reconstrucción del Puerto y Reactivación de Zofri y el Gobierno de Chile.

Allí se establece, sobre la base del estudio de batimetrías (profundidades), por parte del Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada (SHOA), que las nuevas obras dejarán a los sitios 1 y 2 aptos para recibir navíos Súper Post Panamax Triple E (capacidad de transporte desde 14.000 contenedores), los cuales requieren, como mínimo 17-18 metros de profundidad que Iquique posee en forma natural.

Pérdida de competitividad: estabilidad económica regional en peligro
En las actuales circunstancias, la habilitación de ambos frentes de atraque, destruidos por el terremoto del 1 y 2 de abril de 2014, sólo permitirán la recepción de navíos de hasta 2.000 contenedores, cuya vida útil llega a su fin en estos días.

De hecho, muchos de ellos se encuentran en proceso de desarme para construir los nuevos cargueros que sólo arribarán a los puertos habilitados para atenderlos.

Soria Quiroga demostró que en el horizonte cercano, naciones desarrolladas e, incluso, Perú adoptaron decisiones estratégicas de primer orden al constituir en política de Estado el desarrollo portuario.

«Chile se está quedando atrás”, sentencia en el documento que proporcionó a los congresistas y que en un viaje anterior confirió personalmente a la Mandataria.

La conformación de un frente portuario robusto para el norte de Chile, a su entender, es la única forma de preparar al país para una competencia sin precedentes por constituirse en enclaves de ingreso de productos manofacturados, desde Asia-Pacífico. Además de salida de materias primas y alimentos, provenientes de las naciones del Cono Central sudamericano, como Brasil, Bolivia, Paraguay, Argentina y Uruguay.

También dejó testimonio del interés de sus autoridades nacionales, regionales y locales por situar a Iquique como enclave de integración bioceánico, basado en su experiencia de 50 años de recorrido por corredores terrestres, tanto carreteros y ferroviarios.