Edición Cero

Reconociendo que cometió un error y que no le gustó el curso que tomaron los hechos, especialmente por la difusión mediática, el ahora ingeniero... Ex estudiante que encabezaba querella contra decano Alberto Martínez, se desiste y declara que “no hay robo de propiedad intelectual”

Reconociendo que cometió un error y que no le gustó el curso que tomaron los hechos, especialmente por la difusión mediática, el ahora ingeniero civil, de 23 años, Alvaro Neira Reyes, decidió desistirse de la querella presentada junto a otros 6  de sus compañeros, en contra de Alberto Martínez Quezada y otros docentes, a quienes acusaron de robo de propiedad intelectual.

El desistimiento lo presentó ante el juzgado de Garantía de Iquique, donde solicita  que “…Por tanto, sírvase SS, tener a esta parte por desistida de la acción penal impetrada en contra de los querellados” .

 DESESTIMIENTO

RESPALDO DEL RECTOR

El joven Ingeniero se tituló a comienzos de este año. Luego comenzó a trabajar en turno 7 por 7 en una faena, lo que lo mantiene ausente de la ciudad. Relata que fue contactado por otro ex estudiante, que no está en la querella, pero que actúa como vocero y que le habló de recuperar su autoría en el artículo de titulación.

Lo que lo dejó más tranquilo es que, quien actúa como vocero del movimiento (no está en la querella) Willibardo Saavedra,  le dijo que no se preocupara porque todo estaba bien. “Incluso me señaló que tenía que estar tranquilo y que había respaldo del actual Rector”. Consultado sobre qué tipo de respaldo, no definió a que se refería exactamente lo que señalaba el otro joven ingeniero.

En conversación con este medio, Alvaro Neira, reiteró que la querella carece de sustento legal y que actúa en completa libertad y sin ningún tipo de presión. “Me da mucha pena lo que ocurre. Reconozco que cometí un error y ahora me arrepiento, porque se daña a los profes que me formaron, con los que tengo buena relación, se daña a mi carrera y a la Universidad, por eso decidí enmendar”.

Dice que lo de “robo de propiedad intelectual”,  no es efectivo. “A mí no me han robado nada; no siento que sea así. Me dejé llevar, lo reconozco”. Además, señaló que le dijeron que la querella traería también, una indemnización.

“Yo soy tranquilo, no quería hablar ni aparecer en los medios. Es como farandulero. Pero accedo a hablar porque tengo que reconocer el error que cometí y contribuir para que todo se aclare. Me da pena que esto suceda, por los profes… pienso que la deben estar pasando muy mal, por sus familias. Si hasta yo me siento mal, porque me llaman y me preguntan por el tema. Quiero que esto se acabe pronto y que todo se arregle”, señaló el joven.

Insiste en que pecó de ingenuo, incluso hasta pasó su clave, para seguir con el procedimiento de la querella, de acuerdo con el protocolo. “Yo estaba ajeno al procedimiento en sí, pero ahora que sale a la luz y con toda la repercusión en los medios, veo que la situación es grave. Además, siento que no hay robo de propiedad intelectual. Ahora todo me parece fuera de lugar… estoy impactado, porque no dimensioné dónde iba a parar esto”.

Finalmente Alvaro Neira dice que nunca se sintió pasado a llevar por sus profesores y que, al contrario, destaca su aporte a su formación profesional.

certificado2 (1)

desestimiento