Edición Cero

Como si no fuera poco el dolor que vive la familia de Jenny Manzo Cortés, la profesora iquiqueña a la que se le agota... Habiendo dadores de sangre para profesora iquiqueña que espera trasplante en Clínica de Santiago, burocracia administrativa lo impide

Como si no fuera poco el dolor que vive la familia de Jenny Manzo Cortés, la profesora iquiqueña a la que se le agota el tiempo para que le puedan practicar un trasplante de hígado, ahora se suma el hecho que habiendo dadores de sangre en Iquique, Concepción y otras ciudades del país, no se pueda materializar por trabas administrativas, al no existir convenios entre el sector público y el sector privado. Yenny está internada en la Clínica Dávila, de Santiago. En la imagen, nada hacía presagiar lo que vendría para la pareja de profesores.

Esta mañana desde Santiago, el esposo de la profesora, Williams Sembler Pino, hizo un dramático llamado para que las autoridades tomen cartas en el asunto y se pueda materializar la donación de sangre desde las regiones. “No hablo sólo por el caso de mi esposa, esto afecta a otros pacientes. Por eso hago un llamado para que alguna autoridad se sensibilice y haga las gestiones para terminar con este escollo, porque no es posible que la burocracia administrativa, impida algo que es de vida o muerte”, señaló.

Explicó el también profesor iquiqueño, que no hay convenios entre los hospitales del servicio público y las clínicas privadas, para que se puedan aceptar donaciones de sangre desde provincia, como sí es factible cuando se trata de entes públicos.

Para Sembler, acá no sólo se trata de sensibilizar al país en torno a la donación de órganos. “Con este doloroso episodio que estamos viviendo, donde a Jenny se le agota el tiempo, vemos cómo hay obstáculos para que recibe sangre desde fuera de Santiago. Eso la afecta a ella, pero también a otros pacientes. Si esto no cambia, seguirá perjudicando en futuras situaciones similares”

En efecto dijo que “aquí hemos sabido de otros familiares que están con el mismo problema, porque no se aceptan dadores de sangre de provincia. Entonces pienso que es un tema país, que se debe abordar para buscar la solución y no poner en peligro la salud de las personas, que si necesitan sangre, es porque ya están muy complicadas en su salud”.

FORTALEZA

La fortaleza de la profesora Jenny Manzo, de 52 años, es increíble, porque pese a estar grave hace  tres meses y a la espera que aparezca un hígado para que reemplace el suyo que ya no funciona, se mantiene con vida.

Desde la semana pasada que se encuentra inconsciente, conectada a respirados artificial, sometida a diálisis y estado crítico, aún lucha por su vida. Se agota el tiempo, no sólo porque pueda fallecer, sino que porque es tan grave su estado, que si el tiempo sigue avanzando, aunque aparezca el órgano, podría ser que su estado crítico, no tolere el procedimiento de trasplante.

Una respuesta a “Habiendo dadores de sangre para profesora iquiqueña que espera trasplante en Clínica de Santiago, burocracia administrativa lo impide”

  1. Homero Varela Aguirre dice:

    Sólo cabe una palabra : Increíble.. !!! Y agregar : que la familia Sembler- Manzo logre salir de esta pesadilla y les tengamos de regreso pronto.