Edición Cero

Alegría, compromiso y ganas de seguir luchando por la puesta en valor y rescate patrimonial, fueron los sentimientos que predominaron en una maratónica jornada... Orgullo Pampino: A diez años de la Declaratoria de Patrimonio Mundial de Humberstone y Santa Laura

1brAlegría, compromiso y ganas de seguir luchando por la puesta en valor y rescate patrimonial, fueron los sentimientos que predominaron en una maratónica jornada de emociones y recuerdos que se vivió en Humberstone, con motivo de celebrarse el décimo aniversario de la inscripción de esa salitrera y Santa Laura, en la lista de Patrimonio Mundial de la Organización de las Naciones Unidas, para la Educación, la Ciencia y la Cultura, UNESCO.

Los actos se desarrollaron uno tras otros, durante toda la jornada de la tarde, con un abrasador calor al inicio, finalizando después de la caída de la helada noche pampina.

Hay que recordar que ambas salitreras, son administradas por la Corporación Museo del Salitre, CMS.

LA PULPERIA

Uno de los actos centrales fue la inauguración de la obra “Habilitación edificio Pulpería ex oficina Salitrera Santiago Humberstone”, que consistió en la Consolidación Estructural y Rehabiltación de espacios dañados, tanto por la actividad de la época, como por los constantes sismos registrados en la zona. Se restauraron más de 2.300 metros cuadrados.pulperia br

El proyecto corresponde a la Dirección de Arquitectura del MOP, desarrollándose con aportes del Gobierno Regional de Tarapacá, mediante el Fondo Nacional de Desarrollo Regional, FNDR y el apoyo del Ministerio de Economía Fomento y Turismo, a través de Sernatur.
Es en este recinto donde funcionará el Centro de Intrerpretación del Ciclo del Salitre, un nuevo proyecto, ya en desarrollo, que permitirá contar con espacios tal como lucían en la época; junto con poner en valor la infraestructura, se montarán varias salas temáticas con una museografía de pertinencia histórica.

La construcción original de la Pulpería data de 1938 y fue el centro de abastecimiento de otras oficinas y campamentos mineros, llegando incluso, a producir hielo y contando con una panadería que distribuyó el esencial alimento pampino, a todo el Cantón.
El anfitrión de la maratónica jornada fue el Presidente de la Corporación Museo del Salitre, Sergio Bitar Chacra, junto a la Intendenta Claudia Rojas, mientras que participaron autoridades del nivel central: El Ministro de Bienes Nacionales, Víctor Osorio Reyes; el Subsecretario de Obras Públicas, Sergio Galilea; la Subsecretaria de Energía, Jimena Jara, entre otras autoridades.

Galilea dijo que la habilitación de la Pulpería representa “el testimonio de la industria salitrera y el ejemplo de la capacidad del hombre de conquistar y transformar un medio hostil, en un lugar para vivir, una historia que debemos enseñarles a nuestros estudiantes”.

La Intendenta expresó que “lo que le va a cambiar la cara a nuestra región es la energía y el turismo y en ese sentido esto es un paso importante para fomentar la llegada de visitantes que conozcan nuestra historia pampina”.

LO QUE VIENE

Sergio Bitar recordó que en forma paralela al proyecto de Centro de Interpretación de la Era del Salitre, que funcionará en la Pulpería; “también se trabaja en el proyecto del Centro de Interpretación del Yodo, que se instalará en la Casa de Administración de la Salitrera Santa Laura. Y tal como se hizo en Humberstone, lo primero que se hará es consolidar estructuralmente el inmueble, para luego pasar a la fase museográfica”.
Explicó que la museografía de Humberstone, es un proyecto ya avanzando y que “tiene como valor, que no es un museo tradicional, sino que un centro de interpretación, donde el visitante, podrá apreciar cómo efectivamente se desarrollaban las actividades industriales y la vida en esa época”.

DÉCIMO ANIVERSARIO

cantata brEl acto central de los 10 años de la declaratoria de Patrimonio Mundial, se realizó en el Teatro de Humberstone, oportunidad en que intervino el ministro de Bienes Nacionales, destacando el compromiso del gobierno, por el rescate patrimonial.
El presidente de la CMS, Sergio Bitar, quien hizo un recorrido por la historia reciente, desde que se surgió el fuerte el clamor de los pampinos por evitar que su cultura y su identidad desaparecieran, pasando por la creación del organismo, la declaratorio de la Unesco y el momento actual, con el desarrollo de grandes proyectos. Los mismos que en el pasado soñó la comunidad de pampinos, que repite incansablemente “que la pampa nunca muera”.

Para revivir algunos aspectos de lo que fue la vida en la pampa salitrera, se presentó la compañía de danzas tradicionales Kirqui Wayra, que impacto con la puesta en escena de ”Sones de tragedia” de la Cantata Santa María de Iquique”, basada en la obra del iquiqueño Luis Advis. Un segundo cuadro fue la “fiesta en la Filarmónica”, con dos ritmos bailado por los pampinos, como el charlestone y vals.
En las afueras del teatro, Kirqui Wayra llenó de colorido la noche pampina con “La Diablada de La Tirana”, a los sones de la banda “Espectacular”

CORPORACIÓN MUSEO DEL SALITRE

diablada brVale recordar que la Corporación Museo del Salitre fue creada por ex habitantes de la pampa salitrera, a propuesta del entonces senador de la Bitar, el 23 de noviembre de 1997. Dos años más tarde, en 1999, un 11 de noviembre, es fundada según el decreto supremo 912, del Ministerio de Justicia. El propósito es el de recuperar, preservar y poner en valor el legado de los pampinos y de lo que fue el ciclo del salitre.
Los pampinos que trabajaron y vivieron en la pampa, en los diversos campamentos y centros salitreros, llegaron trasplantados de otras ciudades e incluso desde los países vecinos. Rápidamente hicieron de esta tierra calichera, su hogar; se instalaron en un territorio agreste, con altas temperaturas en el día y heladas intensas en la noche; se adaptaron a un entorno adverso y fueron conformando verdaderas comunidades.
Ese elemento motivador es el que inspiró a la Corporación Museo del Salitre, que inició una intensa tarea de recuperación patrimonial, tanto de lo material como elementos de la industria edificaciones, viviendas; y lo inmaterial, como las tradiciones, la historia de la pampa y el legado del ciclo del salitre.

Este desafío se vio coronado con un máximo reconocimiento, cuando el año 2005 las salitreras Humberstone y Santa Laura fueron inscritas como patrimonio mundial, por la UNESCO.
Este aniversario fue el momento elegido, para reconocer públicamente a Sergio Bitar Chacra, quien recibió una escultura que reproduce la figura de un trabajador pampino. La obra fue realizada por el artista peruano, Freddy Luque, el mismo que diseñó la imagen gigante de la Virgen del Cerro, en Iquique.

APORTE PRIVADO

placa brMuchos son los actores que han intervenido en la recuperación patrimonial de las salitreras Humberstone y Santa Laura, a lo largo de más de 20 años. Inicialmente, fue la Minera Doña Inés de Collahuasi la que hizo el aporte para rematar los bienes muebles de ambas oficinas, lo cual quedó evidenciado con una placa de reconocimiento que hizo la CMS a dicha empresa.

Descubrieron la placa, Sergio Bitar junto a Juan Carlos Palma, Vicepresidente Legal, Asuntos Corporativos y Comunidades de Collahuasi, acompañados del Ministro de Bienes Nacionales, y los Subsecretarios de Obras Públicas y Energía, entre otras autoridades.

Luego se inauguró el sistema de alumbrado público que fue posible, primeramente, gracias al financiamiento del Gobierno Regional de Tarapacá. Entre sus características destaca que todo el cableado es subterráneo, lo que permite mantener una visión sin obstáculos
La municipalidad de Pozo Almonte, fue el organismo ejecutor de esta anhelada obra. En tanto, la Minera Doña Inés de Collahuasi desarrolló un proyecto que permitió el cambio del sistema de generación de energía convencional, al de energía solar.

Juan Carlos Palma señaló que la minería es un eje central de la economía de la región y el país, “donde las personas juegan un rol fundamental, porque sin cultura, no hay desarrollo en el país. Por eso es el compromiso que tenemos como Compañía”, dijo.
La subsecretaria de energía, señaló que “existen más de 3.000 horas de sol al año, y poseemos grandes extensiones de terrenos planos ideales para la instalación de paneles fotovoltaicos para generar luz. Hoy inauguramos un sistema compuesto por paneles solares que alimentan las baterías que entregan la luz”.

Luego, junto al ejecutivo de Collahuasi, dieron el vamos, para que se iluminara la noche pampina.