Edición Cero

Por Gonzalo Oñate.- Este sábado 24 , Convergencia Social (CS), partido en formación del Frente Amplio, iniciará su proceso de legalización y recolección de... Lucila Pizarro de Convergencia Social: “Queremos articular a todas y todos los que se han desencantado de la política en el mundo popular”

Por Gonzalo Oñate.- Este sábado 24 , Convergencia Social (CS), partido en formación del Frente Amplio, iniciará su proceso de legalización y recolección de firmas en Tarapacá. En la jornada estará presente la presidenta del partido y presidenta de la Comisión del Trabajo de la Cámara de Diputados, Gael Yeomans, quién tendrá una serie de actividades en Iquique durante esa jornada, para a las 18:00 horas asistir al lanzamiento, donde el Consejero Regional de CS, Pablo Zambra, realizará su cuenta pública.

En esta entrevista, Lucila Pizarro, Secretaria General de Convergencia Social en Tarapacá, abordó el proceso de legalización, el plan de desarrollo y trabajo de CS en Tarapacá, y también se refirió al rol de este nuevo referente de izquierda en la elecciones municipales del 2020.

-¿Cuáles son los planes de Convergencia Social en Tarapacá? 

-Primero, lograr legalizar el partido, es un desafío importante para el presente. Somos un partido de izquierda y queremos articular a todas y todos que se han desencantado de la política en estos años en los sectores populares. Mostrarles que somos una alternativa real y que tenemos las convicciones y el compromiso con las mayorías, con los más desposeídos del país.

 -¿Por qué constituir otro partido dentro del FA en Tarapacá? 

-El Frente Amplio sigue siendo un conglomerado que impacta en la política nacional, que mostró que había una forma de hacer política más allá de los partidos tradicionales en Chile. Como CS seguimos compartiendo elementos del Programa de Todos pero avanzamos más allá. Por tanto el FA sigue siendo una alternativa para un espectro importante de la población.

-¿Cuáles son las principales áreas de desarrollo en que CS trabajará? 

-Lo primero, es fundamental que CS se compenetre más aún en los territorios, ese trabajo dará frutos y nos permitirá elaborar respuestas con las mayorías para la solución de los problemas de las mayorías. Un bosquejo rápido y no acabado de lo que sería un Programa a desarrollar en áreas prioritarias sería para partir, mencionar que un eje fundamental será el agua en Tarapacá, el respeto por el medio ambiente y sus recursos; en este contexto  las mineras deberán preocuparse por remediar el daño y aportar  soluciones como por ejemplo desalinizar el agua de mar. CS impulsará la lucha porque no sea puro extractivismo, sino que haya valor agregado, para que realmente exista desarrollo. También hay que preocuparse de la pesca (borde costero).

Añadió que la vivienda digna es un  gran problema en la región, para lo cual habrá que generar y recuperar terrenos para estos fines y la Municipalidad jugar un rol importante como lo hace la alcaldía ciudadana del compañero Sharp y Daniel Jadue en Santiago. La  salud y la educación hay que recuperarlas para lo público, hoy no existen presupuestos adecuados para entregar servicios de calidad. La Zofri es un negocio inmobiliario, hay que regionalizar su administración y transformarla en un real polo de desarrollo, no puede seguir siendo un mall más.

A su juicio, las pensiones en Chile y por ende en Tarapacá son indignas, por lo que también daremos la lucha por No + AFP. Otro foco lo representa el altiplano y nuestra población indígena que debemos revalorar e integrar verdaderamente respetando su cosmovisión. Los migrantes también son un motivo de preocupación para Convergencia Social, migrar es un derecho humano y Chile tiene una tradición que hay que respetar, no dando paso al racismo en nuestra sociedad.

«Y por cierto no  podemos olvidar la historia de esta región, el legado obrero/salitrero y las masacres ocurridas en esta tierra  y también, a todos los que cayeron en la lucha contra la dictadura y aquellos que fueron perseguidos. Por eso los DDHH y la Memoria también son un área de trabajo para CS».

 -¿Cómo se ven de cara a las elecciones municipales 2020? 

-Nuestro objetivo último no es primordialmente ocupar espacios de poder tradicional, ya he señalado que es prioritario extenderse y construir un sólido trabajo en los territorios, que permita crear un poder popular; sin embargo reconocemos que hoy es necesario influir desde distintos ámbitos, por ende los gobiernos locales y regionales son un tremendo desafío en el que no necesariamente tendremos candidatos para todo, pero en la izquierda podríamos llegar a ciertos acuerdos concretos en torno a Programas concretos.