Edición Cero

A las 06.00 de la mañana de este miércoles llegaron dos equipos provenientes del hospital El Salvador y de la Clínica Dávila, quienes en... Exitosa procuración de órganos de niña fallecida por impacto de bala, permitirá salvar tres vidas

A las 06.00 de la mañana de este miércoles llegaron dos equipos provenientes del hospital El Salvador y de la Clínica Dávila, quienes en conjunto con funcionarios de pabellón del hospital Ernesto Torres realizaron de manera exitosa el segundo procuramiento del año en Iquique y lograron rescatar los órganos de la pequeña de diez años, que falleció este martes producto de un impacto de bala en su cabeza al interior de su casa.

Envuelta en un sentimiento de esperanza mientras realizaban la operación, la madre de la niña, Viviana Delgado comentó que el tema de la donación era algo que ella había conversado en alguna oportunidad con su mamá, “pero me ponía en el caso de que alguno de nosotros tuviésemos que recibir un órgano. Nunca me imaginé que me iba a tocar a mí tener que tomar esta decisión con uno de mis hijos”, dijo.

Delgado recuerda a su hija como una niña feliz, especial y con mucha bondad. “Siempre tenía una sonrisa, saludaba y nos daba las buenas noches de manera muy cariñosa. Sus hermanos mayores dicen que era la mejor de ellos cuatro”, sostuvo la madre, quien afirma que en un principio pensó que la dejaría irse con todos sus órganos, “tal como llegó a este mundo”, no obstante pasadas las horas cambió de opinión.

“Después de conversar con los médicos de procuramiento y de la uci pediátrica cambié de opinión. Su papá también me ayudó a darme cuenta que podríamos dar vida, y ahora dentro de toda mi tristeza estoy feliz al pensar que parte de mi hija va a estar por ahí paseando en el cuerpo de otra persona, quizás en otra ciudad. Nos gustaba mucho viajar”, comentó Viviana.

TRASPLANTE

Cerca del mediodía los equipos de Santiago partieron de regreso con los órganos que podrán salvar la vida de tres personas que esperaban por un trasplante. Cabe destacar que este feliz final se pudo concretar gracias al trabajo de la unidad de paciente crítico pediátrico a cargo del equipo dirigido por la doctora María José Villaroel, además de la unidad de procuramiento del hospital de Iquique, y la Coordinación Nacional de Procuramiento y Trasplante de Órganos y Tejidos del Ministerio de Salud.

Finalmente, Viviana Delgado hizo un llamado para que al igual que ella, cuando llegue el momento, las familias accedan a la donación. “Para qué nos vamos a llevar nuestros órganos, a nosotros ya no nos van a servir, cuando hay otras personas que lo necesitan para vivir. Es una luz de esperanza dentro de todo el dolor que se siente por la pérdida de un ser querido”, puntualizó la madre.

 

No hay comentarios.

Sea la primera persona en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *