Edición Cero

“Que las fronteras del territorio chileno son un espacio de violencia, abandono y mercantilización de la vida humana, especialmente de las vidas y cuerpos... Feministas acusan que frontera es un espacio de violencia y mercantilización de la vida humana, especialmente de las mujeres migrantes y pobres

“Que las fronteras del territorio chileno son un espacio de violencia, abandono y mercantilización de la vida humana, especialmente de las vidas y cuerpos de las mujeres migrantes y pobres”, declaró la Coordinadora Feminista de Tarapacá, luego de conocerse del hallazgo de un cuerpo femenino en la localidad de Colchane, zona fronteriza con Bolivia.  Y se precisa que en estas personas es en  quienes “se materializan y agudizan la violencia, la exclusión y la discriminación”.  Y no sólo eso, sino que además, culpa al Estado de Chile de esta muerte, que califican como femicidio.

La declaración surgió luego que se conociera que una mujer de 20 años fue encontrada muerte y que al parecer era de nacionalidad haitiana, hecho que no pasó inadvertida para la Coordinadora Feminista de Tarapacá, que de inmediato se puso en alerta recopilando antecedentes del caso y manifestándose a través de una declaración oficial.

LA DECLARACIÓN

Frente a los hechos dados a conocer por la prensa el día de ayer 30 de septiembre de 2019, en relación con el hallazgo de un cuerpo femenino en la localidad de Colchane, frontera de Chile con Bolivia, como Coordinadora Feminista de Tarapacá declaramos lo siguiente:

Existe en nuestra sociedad patriarcal una violencia estructural y sistemática contra las mujeres. Sucesos como éste son un claro ejemplo de la violencia a la que estamos sometidas en tanto que somos mujeres, madres, migrantes, afrodescendientes y pobres. Este hecho evidencia una vez más el carácter patriarcal, xenófobo y racista del Estado burgués chileno.

Las fronteras del territorio chileno son un espacio de violencia, abandono y mercantilización de la vida humana, especialmente de las vidas y cuerpos de las mujeres migrantes y pobres, en quienes se materializan y agudizan la violencia, la exclusión y la discriminación.

La migración es una realidad relevante el norte de Chile como zona tri-fronteriza, en donde un gran número de personas transitan a diario hacia esta región y al país. Sin embargo, la política migratoria de este gobierno de derecha conservadora y neoliberal emerge desde la criminalización, segregación, estigmas y prejuicios contra determinada población migrante, dificultando el ingreso de personas provenientes de países como Haití, Venezuela, Colombia, Bolivia, etc. Este manejo de la migración genera que cientos de personas intenten ingresar a Chile de forma irregular, por pasos no habilitados, arriesgando sus vidas en condiciones deplorables e infrahumanas.

Acusamos al Estado chileno de ser culpable de la muerte de la mujer de nacionalidad haitiana en Colchane, cuyo deceso constituye un femicidio perpetrado por parte del Estado, su muerte es la conclusión de la violencia vivida debido a su clase, su género y sus raíces étnicas en medio de una sociedad patriarcal, capitalista y racista. El actual gobierno debe responder por la ineficacia de las actuales políticas migratorias que provocaron la muerte de esta mujer.

Como feministas, reivindicamos el derecho de todas y todos los seres humanos a transitar libremente por los territorios y nos oponemos a esta violencia descrita. No toleraremos más muertes de mujeres migrantes, pobres y racializadas a manos del Estado patriarcal, capitalista y xenófobo.

Coordinadora Feminista de Tarapacá

1 de octubre, 2019, Iquique.

NOTA RELACIONADA

Realizan peritajes para determinar causas de la muerte ocurrida en la frontera, de joven mujer, al parecer de nacionalidad hatiana.