Edición Cero

A lo menos, sospechoso, considera el decano de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura, Alberto Martínez, las acusaciones en su contra y de otros... Decano de la UNAP descarta plagio y acusa injurias y calumnias en su contra, que se dan en pleno proceso electoral por la rectoría de la UNAP

A lo menos, sospechoso, considera el decano de la Facultad de Ingeniería y Arquitectura, Alberto Martínez, las acusaciones en su contra y de otros académicos, de vulnerar el derecho de autor de alumnos a los que acompañaron en sus trabajos de titulación. Sospechoso porque se da en pleno proceso de elecciones de rector de la Universidad Arturo Prat, donde él es, por segunda vez, el contendor de Gustavo Soto Bringas. Más bien cree que se trataría de un montaje, porque las acusaciones recrudecieron «a partir de su presentación de candidato a rector»

 Por ello, emitió una carta abierta a la comunidad universitaria para dar detalles de la situación que le afecta, indicando que se le ha denostado públicamente. Y que los artículos académicos a los que hacen referencia los querellantes, fueron presentados en co autorías con los entonces estudiantes, “según los procedimientos establecidos por nuestra carrera, en revistas por las que no hay ningún tipo de retribución económica al no ser de corriente principal”.

En agosto pasado, no sólo Martínez, sino que todo el cuerpo académico de Ingeniería Civil Industrial  “solicitó formalmente al rector de la Universidad Arturo Prat una audiencia, considerando la obligación que tiene la máxima autoridad de defender a su cuerpo académico, su honra y prestigio, así como el de la institución. Audiencia que no fue concedida, faltando con ello, de acuerdo con nuestra mirada, a sus deberes administrativos”, sostiene.

Lo que le parece extraño que ese mismo día, empezaron a aparecer denuncias en redes sociales, incluso, dice Martínez, suplantando a ex estudiantes. Al día siguiente se les notifica de una investigación sumaria en su contra y de otros académicos, la que derivó finalmente en sumario administrativo

“Después de un mes y superado el plazo legal de seis días y sin haberme llamado a declarar como lo contempla el estatuto administrativo, la Vice rectoría Académica y el secretario general de la institución me citan nuevamente para informarme verbalmente que se ha decidido elevar la situación a sumario administrativo, sin mayores antecedentes pues no los tenían en su poder así como tampoco los habían leído”.

Y que además, por todas “las arbitrariedades internas que no han garantizado un debido proceso, es que me veo en la obligación moral y administrativa de efectuar las acciones correspondientes para que se garantice un proceso ajustado a derecho así como tomar las acciones legales correspondientes por injurias o calumnias contra mi persona, mi cuerpo académico y contra nuestra institución”.

Martínez señaló que concurrió a la Fiscalía «para ponerme a disposición de la justicia y a informarme de la querella.  Estoy dispuesto a colaborar y entregar toda la información que se nos solicite, además que no tenemos nada que ocultar y estamos dispuestos a defender nuestra honra y por ende el de la institución».

Puedes leer la declaración pública: Declaración Pública AMQ

NOTA RELACIONADA

Ex alumnos acusa a candidato a Rector de supuesto robo de propiedad intelectual y presentan querella