Edición Cero

Carlos Aubert B.- Una original manera de promover la cultura y en especial todas sus creaciones literarias y musicales, desarrolla por estos días en... Joven escritor y trovador de paso por Iquique: «Desde que existen las redes sociales, todos tenemos algo de escritor y algo de lector”

Carlos Aubert B.- Una original manera de promover la cultura y en especial todas sus creaciones literarias y musicales, desarrolla por estos días en la ciudad el joven escritor y trovador, que a través de la escritura y la música, da a conocer sus vivencias y anécdotas recogidas en su corta existencia.

Se trata de Carlos Osorio, oriundo de Lautaro, cuyo seudónimo es Carlos De Cruces, quien actualmente vive en Loncoche. Llegó a Iquique para conocer  y se quedó un tiempo más de la cuenta porque le gustó la ciudad; por su encanto, por la playa, por la amabilidad de la gente y porque con el ojo del artista, aprecia el colorido de los cerros, el estilo georgiano de la calle Baquedano; también las diferentes manifestaciones artísticas que se expresan en diversos locales y lugares del este querido puerto.

En estos momentos promueve su creación por medio de un librillo, donde plasmó el trabajo de investigación de siete años sobre Facebook, incluso el nombre de esa publicación se refiere a la red social, “La Fase Bú”, como cuando se asusta a un persona. «Desde que existen las redes sociales, todos tenemos algo de escritor y algo de lector”, manifestó.

Dicho  librillo lo vende personalmente recorriendo locales y calles de la ciudad, en vista que no todos aprecian el arte y aboga para que su arte llegue a buenas manos y se aprecie lo que se ha creado. La publicación tiene un valor de 8 mil pesos, que le sirve para  juntar los recursos para sus próximas ediciones.

Además, Carlos De Cruces tiene la particularidad de solicitar el correo electrónico de quien adquiere uno de sus librillos, porque tiene la promesa de incluirlos en su próximo trabajo, como una forma de agradecer y destacar a quien apoyó  la cultura y al arte.

Este joven artista, pretende quedarse en la ciudad, hasta septiembre de este año, para volver a su terruño e iniciar un nuevo trabajo de escritura y composición para plasmar las vivencias que fue adquiriendo en su paso por Iquique.