Edición Cero

Siendo ésta una zona minera, un tema que no ha sido abordado durante el fenómeno meteorológico en la Provincia del Tamarugal, son los relaves... Relaves mineros: El tema que pone en el tapete el CORE Rubén López, a propósito de la intensidad de lluvias y bajadas de agua

Siendo ésta una zona minera, un tema que no ha sido abordado durante el fenómeno meteorológico en la Provincia del Tamarugal, son los relaves mineros que pudieran verse, eventualmente, colapsados por la intensidad de las lluvias y las bajadas de aguas, que ya han causado estragos en distintos poblados de la Provincia del Tamarugal.

Es a partir de este análisis, que el Consejero Regional Rubén López Parada, en la sesión extraordinaria de este jueves del CORE, solicitó que las Secretarías Ministeriales de Medio Ambiente y de Minería, realicen fiscalizaciones a estos relaves mineros, de manera constantes, “ya que por la cantidad de agua que está bajando, se podrían ver dañados estos relaves y contaminar todas las cuencas del interior donde hay relaves o mineras cercanas”, remarcó el CORE Rubén López.

Señaló el Consejero, que “ya esos relaves son un peligro latente para la agricultura, la ganadería, para el medioambiente y para la vida de las personas”. De Allí la necesidad que ambas autoridades señaladas realicen las visitas de control a los relaves, para tomar las medidas de emergencia en caso necesario.

“No tenemos control sobre el clima, por lo tanto no sabemos cuál va a ser la resistencia de estos relaves a  estos embates de la naturaleza” y que urge saber  “cuál es la posición de las Seremis de Medio Ambiente y de Minería para controlar los riesgos”.

Voz de alerta por les relaves mineros y el peligro que colapsen, dio el Consejero Regional Rubén López.Pide que sean fiscalizados para anteponerse a los riesgos agropecuarios, animales y humanos.

Posted by Edición Cero on Friday, February 8, 2019

 

ZONA DE CATÁSTROFE

Otro punto que abordó el Consejero López, es la necesidad que cuanto antes se declare la zona de catástrofe, sobre todo por la intensidad del fenómeno climático, las dos muertes registradas y porque se desconoce el daño a infraestructura como las escuelas, por ejemplo, que constituyen fuente principal de poblamiento en los pueblos del interior.

“No podemos esperar que pase algo más grave para tomar las medidas. Con lo que se registra hasta ahora es suficiente para enfocarnos en la zona de catástrofe, que implica no sólo recursos económicos. También designar un delegado especial a cargo de la zona para que coordine todas las acciones.

La zona de catástrofe permite la asignación de recursos especiales, incluso a las personas que sufren los efectos de la catástrofe, explicó e CORE.

Otro punto que justifica la zona de catástrofe es que la numerosas defensas fluviales deben estar muy dañadas y que deben ser reparadas, al igual que los puentes. Todo ello, constituyen altas inversiones.

No hay comentarios.

Sea la primera persona en comentar.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *