Edición Cero

En tiempo récord, ante acciones interpuestas por el propio afectado, la Contraloría determinó que el ex alcalde de Iquique, Jorge Soria Quiroga, no realizó... Contraloría revierte acusación y sostiene que ex alcalde Jorge Soria no realizó intervencionismo electoral

En tiempo récord, ante acciones interpuestas por el propio afectado, la Contraloría determinó que el ex alcalde de Iquique, Jorge Soria Quiroga, no realizó intervencionismo electoral, como lo acusara el ex concejal de Renovación Nacional, Alvaro Jofré junto a una segunda persona que prefirió hacerlo de forma anónima, es decir, sin dar a conocer su identidad. “…no procede formular reproche al actuar de esa ex autoridad alcaldicia, determinándose, en este nuevo examen, que su actuar se ajustó a la normativa y jurisprudencia vigente sobre la materia”, determinó el organismo contralor.

Tal determinación, según lo que establece la normativa vigente, descartándose toda la acusación del fiscal (s) Alejandro Mansilla, ya que el ex edil participó en la actividad en cuestión (proclamación del concejal Guillermo Cejas)  que se desarrolló fuera de la jornada de trabajo, en un recinto particular y concurrió a través de medios particulares, sin utilizar algunos de los vehículos municipales designados para el ejercicio de su cargo

Con esta nueva pronunciamiento, se acoge el fundamento presentado por el ex edil, quien reconoció que en términos efectivos, llamó a votar por el concejal Guillermo Cejas, pero lo hizo en un acto de proclamación de la candidatura, en día domingo y fuera de la jornada laboral.

Distinta fue la apreciación que hizo de este hecho  el Contralor (s) Alejandro Mansilla, que acusó a Jorge Soria, pese a que el mismo organismo contralor. De acuerdo a un instructivo de la misma Contraloría General de la República, Ordinario N° 8.600, del 3 de febrero de 2016, se indicaba:

 “Por el contrario, al margen del desempeño del cargo, el empleado, en su calidad de ciudadano, se encuentra plenamente habilitado para ejercer los derechos políticos consagrados en el Artículo 13 de la Carta Fundamental, pudiendo emitir libremente sus opiniones en materias políticas y realizar actividades de esa naturaleza”.

Ante la acusación que Soria consideró “sin fundamentos” y “mal intencionada”, puesto que se actuó de mala fe pretendiendo sacarlo “por secretaría”, de la carrera electoral senatorial, tal como ocurrió el año 2011.

Por ello, el ex edil pidió a la Contraloría que revisara los antecedentes y reconsiderara tal acusación “infundada”, según su declaración, lo que finalmente se comprobó, es decir, el órgano contralor, decidió efectuar un nuevo análisis de la denuncia efectuada”.

 RESOLUCIÓN CONTRALORÍA

En la parte específica a la acusación, la Contraloría establece:

“…La jurisprudencia administrativa contenido, entre otros, en los dictámenes N°s 64.513, de 2009, 42.410, de 2013 y 2.276, de 2014, de esta Contraloría Regional, ha manifestado que en su calidad de ciudadanos, las autoridades y funcionarios públicos están habilitadosn para ejercer los derechos polítics consagrados en el artículos 13 de la Carta Fundamental, pudiendo emitir libremente sus opiniones en materias políticas e intervenir en actividades de esa naturaleza, siempre que las desarrollen al margen del desempeño de su empleo, fuera de la jornada de trabajo y con recursos propios”.

En el párrafo siguiente indica: “En las diligencias de validación practicadas, se constató que la intervención del individualizado ex jefe comunal se realizó, en un inmueble de propiedad privada, el día domingo 2 de octubre de 2016, por lo que no era necesario que aquél contara con permiso administrativo para practicar dicha actividad, ya que conforme lo dispone el artículo 62 de la referida ley N° 18.883, la jornada ordinaria de trabajo es de lunes a viernes”.

También indica que: “Además, del análisis de las bitácoras de los vehículos fiscales examinados, no aparece, que ellos fueran utilizados indebidamente en la fecha de la consulta, así como tampoco se constató el desembolso de otro tipo de recursos municipales”.

Finalmente, la Contraloría concluye que:

“De esta forma, atendiendo que la actividad en cuestión se desarrolló fuera de la jornada de trabajo, en un recinto particular y  que el señor Soria Quiroga, concurrió a ese lugar a través de medios particulares, sin utilizar algunos de los vehículos municipales designados para el ejercicio de su cargo, es menester concluir que no procede formular reproche al actuar de esa ex autoridad alcaldicia, determinándose, en este nuevo examen, que su actuar se ajustó a la normativa y jurisprudencia vigente sobre la materia”.

El ex alcalde Soria interpuso una querella criminal en el Juzgado de Garantía de Iquique en contra del Contralor Regiona (s) Alejandro Miranda, en calidad de autor por el delito de prevaricación administrativa.

Revisa el dictamen de la Contraloría:  res contraloría

NOTICIAS RELACIONADAS