Edición Cero

La conformación de una mesa técnica, conformada por los Ediles de Iquique, Mauricio Soria Macchiavello, y Patricio Ferreira, de Alto Hospicio, respectivamente, además de... Alcaldes de Iquique y Alto Hospicio acuerdan realizar un cronograma para  dar solución a  vertdero de El Boro

La conformación de una mesa técnica, conformada por los Ediles de Iquique, Mauricio Soria Macchiavello, y Patricio Ferreira, de Alto Hospicio, respectivamente, además de profesionales de ambos consistorios, pobladores y dirigentes de las tomas de terreno de El Boro, fue el principal acuerdo de la reunión desarrollada  en las dependencias del Municipio de la vecina comuna.

La resolución sienta las bases de un cronograma de actividades que para las partes reviste urgencia, considerando los antecedentes aportados por la comunidad sobre temas ambientales, sanitarios y sociales en los que se debe avanzar, para concretar, en un futuro mediato, el cierre del vertedero de El Boro.

El consenso hoy es una garantía

Ambas autoridades comunales ratificaron que hoy existe la voluntad política para dar respuesta eficaz a una histórica demanda de los lugareños.

Pese a que el Consistorio iquiqueño está de acuerdo en ejecutar un plan de cierre y paralelamente concretar con Alto Hospicio un relleno sanitario mancomunado, en un sector colindante, para ambas áreas territoriales, evalúa una alternativa amigable con el medio ambiente, la cual considera reciclaje de basura, con la finalidad de generar divisas y generar empleos; y la instalación de una planta que convierta los residuos en energía. Claramente, su actual mirada es hacia la sustentabilidad, concepto que se expresa en soluciones ecológicamente responsables.

“Nuestros equipos trabajan en establecer qué es lo mejor para la comunidad. Alto Hospicio está haciendo lo propio. Vamos a comparar nuestros hallazgos y, en forma mancomunada, arribaremos a un acuerdo definitivo con la participación y venia de los vecinos”, precisó Soria Macchiavello.

Además de la conformación de la mesa de trabajo, las partes acordaron priorizar un programa para el control de vectores, sean insectos, roedores y otros, por parte de Alto Hospicio; y la reducción de gases por parte de Iquique.

Problemática social recurrente

La autoridad comunal iquiqueña expresó que siempre existió la voluntad de resolver la contingencia del vertedero. No obstante, los desencuentros con el ex Edil de Alto Hospicio fueron minando progresivamente las ideas para arribar a un consenso final sobre este tema.

“Desde el primer día en que ingresó el Concejo Municipal anterior, hace 4 años, no tuvimos una buena llegada con el entonces Alcalde de Alto Hospicio. Se nos presentó un convenio que no favorecía los intereses de Iquique, motivo por el cual los 8 concejales votamos en contra”.

Declaró que la situación social y ambiental por la que atraviesan los pobladores de El Boro podía perfectamente haberse evitado. “Desde el Ministerio y más tarde desde el Municipio vecino se tomó una mala decisión de levantar viviendas en un terreno no adecuado para ese fin, según el plano regulador. Eso ya ocurrió, es historia y nosotros nos hemos hecho cargo de ello con soluciones más modernas, como las que hoy estamos trabajando con el consenso de todas las partes involucradas”.