Edición Cero

Graves acusaciones realizó el Partido Comunista de Iquique, al acusar una “cada vez resulta más evidente la relación impropia entre las grandes empresas que... PC pide terminar con  “Maridaje entre negocios y política”, y acusa a Rossi de “relación impropia con empresas de la Región”

logo pcGraves acusaciones realizó el Partido Comunista de Iquique, al acusar una “cada vez resulta más evidente la relación impropia entre las grandes empresas que operan en la región y el senador socialista Fulvio Rossi”. Añade que: “Las mentiras, silencios y verdades a medias con que el parlamentario ha intentado tapar lo irrefutable, no hacen sino profundizar su descrédito. Las pruebas apuntan a que  mediante distintos subterfugios, el senador habría recibido importantes recursos en forma irregular, para su uso en campaña”.

El texto señala:

El primer caso fue el de las boletas que entregó su jefa de gabinete y periodista a SQM por un valor cercano a las 4.5 millones de pesos.  El senador, intentando eludir su responsabilidad, afirmó primero que dicha profesional no trabajaba para él al momento de emitirse dicha boleta –en 2009 cuando precisamente disputaba su campaña senatorial. Los acontecimientos demostraron que dicha persona jugó un importante papel antes, durante y después, de dicha campaña.

Lo segundo fue el que saliera a la luz pública que el senador, a través de una corporación que preside, recibió ingentes recursos por 930 millones de pesos de Collahuasi. Aún cuando podrían ser más, según información  que nos ha llegado.  Asimismo, recibió recursos del entonces gobierno derechista de Sebastián Piñera. Finalmente, aparecieron otros dos colaboradores suyos, emitiendo boletas millonarias nuevamente a SQM y nuevamente durante su campaña senatorial de 2009. ¿Qué dirá ahora el senador?, ¿Qué también eran voluntarios en su campaña?, lo cierto es que sus justificaciones se caen a pedazos.

El Señor Rossi vulneró lo más esencial de la democracia, como lo es la igualdad del voto, al mezclar los negocios con la política. Es en momentos como hoy que adquiere sentido el que un senador que se autodefine como socialista, siempre haya votado a favor de los grandes consorcios en desmedro de los intereses de las grandes mayorías. De muestra sólo un botón: su decidido apoyo a la Ley de Pesca de Longueira. ¿Habrá recibido, al igual que la ex legisladora Marta Isasi, recursos también de Corpesca para sus campañas? El problema aquí es tanto ético, como político. ¿A quién se debe el senador?, ¿a la ciudadanía o a quienes lo  financian?

Somos parte de Nueva Mayoría y creemos de su proyecto transformador. Reivindicamos asimismo el papel del Partido Socialista en este proceso, como así la alianza que nos une a la militancia del partido de Allende, en su mayoría personas honestas. Por lo mismo, afirmamos que lo que atenta contra  el proyecto que cristaliza el gobierno de la presidenta Bachelet, es la corrupción y la concomitancia con la herencia de la dictadura y sus poderosos; y no la denuncia franca y necesaria de dichos actos.

Es tiempo de que como ciudadanos, asumamos la responsabilidad histórica de limpiar las instancias representativas del Estado, de agentes de la corrupción y el clientelismo; de quienes privatizaron la política y la pusieron al servicio no del país y su pueblo, sino de los grandes monopolios. Chile necesita y merece más. Necesitamos elevar los estándares de transparencia y credibilidad. Tarapacá necesita y merece más.

NOTICIAS RELACIONADAS

Partido Socialista reaccionó ante acusaciones contra Rossi, refiriéndose a “la traición, el engaño y la codicia en el PC”