Edición Cero

Diversas agrupaciones de derechos humanos (DD.HH) de Tarapacá se reunieron en la sede del Consejo de la Cultura con su directora Milisa Ostojic, para... Consejo de la Cultura y las Artes, se compromete con la memoria histórica y DDHH

Hugo Gutiérrez Pisagua 1Diversas agrupaciones de derechos humanos (DD.HH) de Tarapacá se reunieron en la sede del Consejo de la Cultura con su directora Milisa Ostojic, para estudiar acciones de promoción de los DD.HH como la instalación de placas en los lugares que fueron sitios de detención y tortura  así como la futura creación de un museo de la memoria en la región.

Milissa Ostojic, explicó que la iniciativa se enmarca dentro de diversas acciones que el CNCA ha llevado a cabo en materias del respeto a los derechos fundamentales, como el apoyo al Concurso Arte y DD.HH y el fortalecimiento en el trabajo con el Instituto Nacional de Derechos Humanos, línea que el Consejo de Cultura de Tarapacá busca replicar en la región.

 En la reunión se exhibió un video sobre  el proceso de transformación dela  Escuela de Mecánica de la Armada de Argentina (ESMA), que fue centro clandestino de detención, tortura y exterminio durante el terrorismo de Estado del país trasandino y que hoy es un monumento histórico de Memoria, Verdad y Justicia contra la impunidad.

Los asistentes concluyeron la importancia de unirse con otras agrupaciones de DD.HH en la región, para realizar una serie de acciones conjuntas para reivindicar tanto la lucha por el respeto de los DD.HH, como para  visibilizar los lugares que los agentes del Estado utilizaron para detener, torturar y asesinar a los disidentes a la dictadura.

También se valoró la iniciativa impulsada por la directora del CNCA Milisa Ostojic, por enlazar la labor de su cartera con los DD.HH, “El CNCA encabezado por la Ministra Claudia Barattini entiende que  la cultura es un vehículo de transmisión de contenidos, entre esos, los derechos humanos”, declaro la titular regional de cultura.

Los participantes a esta reunión acordaron en reunirse próximamente para organizarse y establecer una serie de acuerdos hitos, entre los que destacaron el reconocimiento de los lugares de detención clandestinos, la instalación de placas recordatorias y el sueño de lograr la creación de un Museo de la Memoria.