Edición Cero

Rafael Montes González, Presidente Cámara de Comercio de Iquique Todos añoramos la manera de celebrar y el entusiasmo que se vivía y palpaba en... La Armada resalta el legado de Prat

Rafael Montes comRafael Montes González, Presidente Cámara de Comercio de Iquique

Todos añoramos la manera de celebrar y el entusiasmo que se vivía y palpaba en el pasado cuando esperábamos en familia, con los amigos y compañeros del colegio el “21 de Mayo”, en nuestra querida ciudad histórica y heroica. Era, sin lugar a dudas, un acontecimiento que se preparaba con anticipación porque se estrenaba hasta  ropa y calzado nuevo.

La gente vibraba y sin decreto alguna se izaba el pabellón patrio en el mástil de todas las casas, las tiendas adornaban espontáneamente sus vitrinas con las fotografías de los héroes, con guirnaldas tricolores y hasta se conseguían y hacían material alusivo al Combate Naval de Iquique.

En las escuelas los niños preparaban veladas artísticas alusivas al episodio histórico y vimos en los escenarios hasta la Esmeralda y el Huáscar, en representaciones que nos parecían reales. Todo culminaba con el gran desfile de todos los establecimientos educacionales y de los integrantes de las Fuerzas Armada, con la llegada especial de los buques de la Escuadra Nacional.

Todos llevábamos en nuestra alma el recuerdo de nuestro primer viaje a la Boya de la Esmeralda, imposible no emocionarse con tal acontecimiento, donde nuestra mirada se perdía en el fondo marino, donde tratábamos ver a la vieja “Mancarrona”.

Al comienzo en pequeños botes y faluchos todos trataban de llegar, después con los faluchos y las naves pesqueras para estar justo el 21 de Mayo, a las 12.10 horas, en la Boya de la Esmeralda, símbolo patriótico fundamental, cuando sonaban las sirenas de los barco y se lanzaban las ofrendas para homenajear a los héroes.

¿Qué quedó de todo aquello?

Sin lugar a dudas, todo ha cambiado y ya los pocos iquiqueños que quedamos, sólo 60 mil entre más de 300mil habitantes que tiene nuestra ciudad, sumando a los vecinos de Alto Hospicio, vibramos y añoramos aquellos bellos y emocionantes días. El resto, de acuerdo a lo apreciado en la pasada conmemoración, no vibra ni se entusiasma con la celebración que para nosotros los iquiqueños viene siendo como el 18 de Septiembre para el resto del país. Evidente que lo sentimos en el alma.

Es por eso que felicito a la Armada y, en especial, a la Cuarta Zona Naval que, a pesar de esta apatía de los connacionales que llegaron a trabajar a esta tierra bendita, mantienen las tradiciones y se preocupan de enaltecer como corresponde el legado del Capitán Arturo Prat, del capitán Carlos Condell y sus respectivas tripulaciones de la Esmeralda y la Covadonga que dieron la vida por todos nosotros y la Patria toda. Son los integrantes de la Armada los que más se esmeran para conmemorar la gesta heroica ocurrida el 21 de Mayo de 1879 en nuestra hermosa rada. Gracias Armada de Chile, gracias Cuarta Zona Naval y congratulaciones para todos sus efectivos encabezados por el contralmirante Jorge Rodríguez Urria. Gracias por mantener este legado y buenos vientos en el Mes del Mar.