Edición Cero

Prensa Gendarmería/ Una capacitación sobre los conceptos básicos de cómo enfrentar un incendio, para desenvolverse adecuadamente al interior de un penal, cumplieron los funcionarios...

incendioPrensa Gendarmería/ Una capacitación sobre los conceptos básicos de cómo enfrentar un incendio, para desenvolverse adecuadamente al interior de un penal, cumplieron los funcionarios del Centro de Cumplimiento Penitenciario de Iquique, CCP, para que puedan cumplir en forma eficiente, en el desarrollo de un siniestro.

La actividad estuvo a cargo del encargado de prevención de riesgo de la Dirección Regional de Gendarmería, capitán Rodrigo Morras. El oficial manifestó que las capacitaciones sobre los conceptos básicos de cómo enfrentar un incendio se estructuraron de acuerdo a un plan de actividades a desarrollar durante el año.

“Por ello iniciamos este proceso de capacitación con los funcionarios del CCP de Iquique, pese a que en estos momentos esa unidad no cuenta con internos, pero la idea es que todos los funcionarios de nuestra institución, tengan los conocimientos básicos, de cómo enfrentar un siniestro en los primeros minutos y que sepan cómo atacar el incendio, a la espera de la llegada de los bomberos”, dijo.

Además, se resaltó el hecho que esa unidad penal no cuenta con internos, pero a futuro está la posibilidad que pueda ser ocupada nuevamente y para ello el personal debe estar preparado para actuar en esas circunstancias. También, en el supuesto que si alguno de los funcionarios se encuentra en otras unidades, sepan cómo actuar en esas circunstancias.

La capacitación realizada por el capitán Rodrigo Morras, consistió en enseñar la forma de operar los extintores, su mantención. El uso de la Red Seca y Red Húmeda. El uso de las bombas de expulsión para alimentar las redes que cuenta el establecimiento y los cuidados que deben existir al momento de operarlas.

El capitán Morras, puntualizó que esa capacitación se desarrollará en todas las unidades de la región dependientes de la Dirección Regional, cuyo objetivo es entregar los conocimientos a todos los funcionarios para que sepan desenvolverse en el supuesto de enfrentar un siniestro al interior de la cárcel.