Edición Cero

Siete mil 500 millones de pesos restaría a las arcas municipales la puesta en marcha de la nueva ley que regirá a los casinos... Dubost ante nueva ley de casinos:” Sí no somos escuchados vamos hacer lo que al gobierno le gusta, que paralicen las ciudades”

Siete mil 500 millones de pesos restaría a las arcas municipales la puesta en marcha de la nueva ley que regirá a los casinos municipales, así  expresó la alcaldesa de Iquique, Myrta Dubost, mostrando su molestia y preocupación por la medida, en la sesión ordinaria del Concejo Municipal realizado hoy miércoles, donde aseguró que de no progresar las gestiones que realizarán la próxima semana en Santiago, como último recurso, “vamos hacer lo que al gobierno le gusta mucho, que paralicen las ciudades”.

La autoridad comunal detalló el perjuicio patrimonial que representa la legislación, y cómo esta medida afecta a la ciudad,  indicó que el daño económico al municipio es muy grave, ya que afecta directamente las inversiones y las subvenciones que entrega el gobierno comunal.

“Nos rebajan 7 mil 500 millones de pesos, lo que significa postergar inversiones y subvenciones de salud, de educación y de temas sociales que nosotros hacemos, lo que sería bastante fuerte. No es menor el tema e incluso afecta al mantenimiento de la ciudad”, declaró.

Ganancias para privados

La autoridad comunal afirmó  que de implementarse la nueva ley, el 2015 los casinos municipales pasarán a la Superintendencia de Casinos de Juegos para que los licite y este dinero se convertiría en ganancias para algún privado.

La nueva legislación estipula que desde el 2015 los ingresos para los municipios se irán reduciendo porcentualmente, de modo que el primer año el gobierno comunal recibiría alrededor de 3 mil 200 millones y en un plazo de 15 años esta cifra se reduciría a sólo 152 millones.

La alcaldesa comparó que actualmente los ingresos que recibe el municipio por la donación de Zona Franca es cercana a los 800 millones de pesos, de modo que los 7 mil 500 millones de pesos por concepto del casino municipal son una fuente importante de recursos comunales, representando más del 30% del patrimonio de la ciudad.

“Quiero expresarle a la ciudadanía que la posición de todos los alcaldes es de mucha molestia, porque ni siquiera nos consultaron a nosotros para ver y para analizar lo que iban a mandar al Congreso. Tenemos hoy un apuro y una urgencia en que esto se postergue y eso se le está pidiendo al ministro y al Presidente de la República”, criticó la alcaldesa.

Además, señaló que al comienzo del actual gobierno se hicieron importantes avances en esta gestión con el entonces subsecretario de Hacienda, Rodrigo Álvarez, sin embargo cuando éste asumió el Ministerio de Energía todo el progreso quedó en el olvido. Por lo mismo, la alcaldesa manifestó que es necesario retomar ese trabajo y el diálogo para prorrogar la legislación vigente por otros quince años.

“Si no fuera así tenemos acordado entre todas las comunas afectadas de hacer paralización de las ciudades. Eso va a ser sí o sí si es que el gobierno no accede a una prórroga de 15 años hasta que pueda crear una ley con estatutos de los casinos municipales. No estamos pidiendo que se integre al resto de casinos, sino que sea un especial como se había trabajado con el subsecretario de Hacienda, Rodrigo Álvarez”, declaró.

Finalmente, la jefa del gobierno comunal fue clara en señalar que junto a los otros alcaldes de las ciudades afectadas ya tienen coordinadas movilizaciones en caso de que el gobierno central persista con extinguir los casinos municipales a fines del 2015, anunciando incluso una paralización total de Iquique.

“Vamos a hacer lo que al gobierno le gusta mucho, que se paralicen las ciudades. En ese sentido quisiera que en mi gobierno no pasara eso, porque si es por paralizar van a tener un problema, ya que ante cualquier problema que exista las comunas se van a paralizar para conseguir lo que quieren y así no debe funcionar una autoridad”, aseguró.

La jefa comunal de Iquique, anunció que la próxima semana viajará a Santiago para reunirse con el ministro de Hacienda, Felipe Larraín, y un grupo de parlamentarios que ya comprometieron su apoyo a las comunas afectadas (Iquique, Arica, Coquimbo, Pucón, Viña del Mar, Puerto Natales y Punta Arenas).