Edición Cero

Y las reacciones en el mundo de las artes y la cultura, no se hicieron esperar, ante la decisión de rebajar los recursos del... Iván Vera-Pinto, sobre baja en fondo de cultura: Noticia funesta y atentatoria a política cultural sustentable”

Y las reacciones en el mundo de las artes y la cultura, no se hicieron esperar, ante la decisión de rebajar los recursos del Fondo de Cultura, que maneja el CORE, del 2 al 1.5%. El destacado académico de la Unap y director del Teatro Expresión, Iván Vera-Pinto, lamentó la noticia y la calificó de funesta y como un claro retroceso en el desarrollo cultural de la región.  En definitiva, considera la medida va en desmedro, no solo de los artistas y gestores culturales, si no que de  “una política de desarrollo regional sustentable y con equidad”.

“Me parece una noticia funesta para el mundo artístico local y un retroceso para el desarrollo culrural de la Región de Tarapacá. A saber: Uno de los medios que puede coadyudar el desarrollo integral de una población es precisamente el fomento de proyectos culturales”.

Dice Vera Pinto que los estudios científicos y las experiencias de otras realidades”han demostrado con creces que existe un vínculo directo entre el desarrollo cultural de un territorio, con los niveles de delincuencia y drogadicción. Por lo mismo, los estados en esos países apuestan por invertir más recursos en esa área, con el propósito de evitar que importantes sectores sociales terminen sumidos en una realidad de crisis completa”.
 
Destinar un 2% del presupuesto regional, según la opinión del académico, ya es insuficiente para la magnitud de los objetivos sociales y políticos que implica el fomento de las artes y la cultura “en una zona que necesita “blindarse” de los agentes portadores de los males sociales . Este precario fondo no sólo va en desmedro de las iniciativas de algunos artistas y gestores culturales, sino en contra de una política de desarrollo regional sustentable y con equidad”.
 
Restarle un 0,5% “al exiguo fondo es prácticamente desechar la oportunidad de permitir que muchos niños, jóvenes, adultos mayores y mujeres puedan “liberarse” de los flagelos sociales y tener un crecimiento armonioso en sus vidas”.
 
Y finaliza apelando a los consejeros regionales, para que depongan su decisión de dismunir en un 0.5% la partida del fondo de cultura. “Por favor, no desnudemos un santo para vestir a otro. Si existe la alternativa que las demás demandas de la población sean atendidas con el presupuesto regional, por qué no mejor tomar ese camino. Por ello, apelo a la razón y al corazón de los Consejeros Regionales para que revoquen esta errada decisión y, por el contrario, aumenten los recursos para que la Región mantenga su identidad viva y se produzcan los cambios cualitativos que todos los tarapaqueños anhelamos para nuestro territorio”.